RITONDO EN POCO TIEMPO SEREMOS OPCION EN LA PROVINCIA Y CFK TIENE MAS PODER QUE ALBERTO FERNANDE

2405
Compartir

Cristian Ritondo: “Las discrepancias en seguridad les dan certezas a las mafias de los delincuentes”

– Es la regla de la democracia. En política uno tiene que defender ideas y valores esté donde esté: en el Gobierno o en la oposición. Yo no dejo de pensar en combatir las mafias o la necesidad de que Argentina se integre al mundo. Voy a seguir trabajando por eso desde este nuevo lugar, tratando de generar legislación para avanzar en esos temas.

 

– Como positivo diría las ganas de dialogar que demuestran que tienen en el Parlamento, lo que no significa que se transforme en una realidad. Pero tanto el jefe del bloque del Frente de Todos, Máximo Kirchner, como el presidente de la Cámara, Sergio Massa, se muestran dispuestos para eso. Como negativo, hay una cantidad de anuncios de proyectos que no llegan y no se ve un plan económico. La ley de emergencia fue un impuestazo que baja jubilaciones y pone al campo otra vez de rehén de la situación económica del país. Me preocupan las discusiones entre funcionarios de Seguridad, qué van a hacer con la energía y algunos gestos contra periodistas. Que vuelvan a tener un equipo oficialista de defensa no es bueno y va en contra de cerrar la grieta. Igualmente, es injusto evaluar un Gobierno entero en un mes y medio.

Cristian Ritondo, en su despacho del Congreso. Emmanuel Fernández.

Cristian Ritondo, en su despacho del Congreso. Emmanuel Fernández.

– El principal fantasma antes de que asuma Fernández era si iba a gobernar él o Cristina Kirchner. En la práctica ¿usted qué ve?

– No es la forma presidencialista que la Argentina siempre tuvo. Hoy hay una vicepresidenta que tiene tanta o más fuerza que el propio presidente. Me parece que están gobernando los dos. Creer que la presencia de Cristina no tiene incidencia porque es vice sería mentiroso. Sin duda, ella es la que mas votos aportó, tiene el liderazgo en ese frente y la experiencia de haber gobernado, junto con su esposo, 12 años. Incluso anunció quién sería su presidente.

– En el Senado el Frente de Todos tiene amplia mayoría. En Diputados no, pero el oficialismo cuenta con el acompañamiento de otros dos bloques menores. Con este panorama, ¿cuál es el rol del interbloque de Juntos por el Cambio?

– Bueno, el lavagnismo viene acompañando y ha integrado lugares en el Gobierno, está muy cerca del oficialismo. No lo digo como forma de crítica sino como una realidad. Y se ha armado otro bloque a partir de fugas nuestras y de otros espacios que sin duda está compuesto para acompañar al Gobierno. Pero también es cierto que nosotros tenemos 116 diputados y diputadas que trabajan para defender una agenda parlamentaria. Tenemos la oportunidad de ser una oposición constructiva. Creo que lo mejor para Argentina es terminar con la grieta, construir consensos y políticas de estado,

– ¿El interbloque de JxC se va a lograr mantener unido no siendo Gobierno?

– Sin dudas. Y entendemos que hay más de de un 40 % de la población que votó justamente para que sigamos unidos.

– ¿Cuál es el desafío?

– Defender los valores y regenerar la expectativa de alternancia para volver a ser gobierno en 2023.

– ¿Eso va a depender más de ustedes o de cómo le vaya a Fernández?

– Seguramente sea un mix de ambas cosas.

– Con este concepto, ¿cómo se va a poder salir de la grieta? 

– Muchos países democráticos tienen dos coaliciones. No se trata de ir hacia el bipartidismo, sino hacia grandes coaliciones de Gobierno, donde hay varios partidos.

– ¿ Son dos visiones de país?

– El Frente de Todos y nosotros tenemos dos visiones de país y de inserción al mundo. Que este Gobierno no castigue duramente a la dictadura de Nicolás Maduro es una diferencia sustancial de lo que nosotros creemos que es la democracia.

– Ellos le pidieron que ustedes digan que lo que ocurrió en Bolivia era un golpe de estado también…

-Si ellos reconocen que en Bolivia hubo un presidente que hizo un referéndum para volver a presentarse, lo perdió, se presentó igual aunque su constitución no lo permitía y cuando perdía la elección alteró los números… La discusión empieza ahí. Cambiemos insertó a Argentina en el mundo. Si nuestro lugar de desarrollo es América del Sur y defendemos a Evo y a Maduro es un contexto muy complicado.

– ¿Qué le pareció el video con el que reapareció Mauricio Macri?

– Mauricio estaba en el sur, se juntó con militantes y charlaron sobre la gestión.

– ¿Y lo que dijo?

– Contó los pormenores de la gestión y fue espontáneo, como es él.

– ¿Que rol va a tener Macri en Juntos por el Cambio?

– Él siempre va a ser un referente del espacio. El rol que cumpla de acá en adelante va a depender de él.

– ¿Falta un líder para esta nueva etapa?

– Hay varios, los gobernadores tienen un liderazgo natural por su cargo, Horacio Rodríguez Larreta, María Eugenia Vidal, el ex presidente Macri, los jefes parlamentarios… Elisa Carrió tampoco va a dejar de ser líder de este espacio porque renuncie a la banca.

– ¿Quiere ser candidato a gobernador de la provincia de Buenos Aires en 2023?

– Yo trabajo en el equipo de María Eugenia (Vidal), voy a seguir haciéndolo y me encantaría que vuelva a ser gobernadora de la Provincia.

– ¿Ella quiere?

– Si toma otra determinación lo hablaremos. Sin duda a mí me apasiona la provincia de Buenos Aires.

– Emilio Monzó armó un bloque propio en la legislatura bonaerense y está caminando la Provincia. ¿Podrá competir dentro del PRO?

– Que camine todo lo que quiera. Seguro habrá internas primarias y podrá ser candidato si quiere. Hay muchos hombres y mujeres importantes que pueden tener aspiraciones: intendentes como Julio Garro, Guillermo Montenegro, Jorge Macri, Néstor Grindetti, y otros de cabeceras del interior como Pergamino, Junín, Olavarría. Todos pueden tener voluntad y hay que reconstruir el interior de una forma mucho más generosa.

– Después de dar el batacazo en 2015 perdieron por más de 15 puntos, ¿pueden volver a ser Gobierno?

– Sin lugar a dudas. Sacamos muchos millones de votos, tenemos intendentes importantes y estamos trabajando para reconstruir. Después de este Gobierno la gente va a poder comparar lo que hicimos.

– ¿En qué fallaron?

– Las derrotas siempre dejan cosas para evaluar. Había un contexto difícil económico con sectores que sufrieron más que otros y el peronismo volvió a ir unido después de muchas elecciones. Pero el espacio hizo una gran elección, y la figura de María Eugenia (Vidal) sigue siendo fuerte y querida. Creo que no es un imposible pensar que en poco tiempo podemos estar volviendo a ser opción de Gobierno para la Provincia.

– ¿Qué opina de los cruces públicos entre la ministra nacional Sabina Frederic y su par bonaerense Sergio Berni?

– Me preocupa mucho porque las discrepancias entre funcionarios en temas de seguridad le dan certeza a las mafias de los delincuentes. La Provincia necesita apoyo del gobierno nacional para seguridad y hay que tratar de tener políticas conjuntas pero teniendo en cuenta que la policía de la Provincia es muy diferente a las fuerzas federales. Sería imposible para mí pensar que en la Provincia vos le saques el arma a un policía cuando se va a su casa. Nosotros, de hecho, le compramos un chaleco para que use cuando se va a la casa porque entendemos su trabajo. Me parece que Berni sabe que no puede dejar ir a un policia de la Provincia sin un arma a su casa y eso está bien. Pero hoy mi preocupación sobre la Seguridad estaría en Santa Fe. Tendría mucho cuidado con el resurgir de las bandas porque es muy grave.

– ¿Qué análisis hace del crimen de Fernando Báez Días en Villa Gesell?

– Es un caso que duele y uno no puede dejar de imaginar que se trata de una situación que puede vivir mi hijo más grande, un sobrino, el hijo de un amigo. La locura, el poco valor por la vida de gente que ves que por la vida que tienen, las posibilidades y las escuelas que fueron tendrían que tener otros valores. La noche tiene que estar asociada a la diversión, no a la violencia, la droga y el alcohol. Pero es una problemática fuerte de la juventud y se acelera en el verano. Nosotros tuvimos inconvenientes un Año Nuevo en Gesell que se desmadró la playa y nos llamó a prevención mas activa, mayor control al ingreso de alcohol en la playas. Distintos trabajos académicos que se hacen muestran que el inicio a la droga se produce en verano, en las primeras vacaciones solos, sin el control a tu viejos. Es una puerta de entrada y hay que tener cuidado porque ya es un negocio de los narcotraficantes que saben que pasa eso y ven la oportunidad.

– Según trascendió, el Gobierno analiza presentar un proyecto para despenalizar la tenencia de marihuana. ¿Votaría a favor?

– Mi posición es que el consumo de marihuana ya está despenalizado. Tomar tan livianamente, desde cierto snobismo, el consumo de marihuana sin entender el problema de salud que causa, la posibilidad de ser el inicio a otra droga que tiene y cuáles son las consecuencias que puede generar en lugares como el conurbano, no me parece. Creo que no es para una discusión light, sino que tienen que participar universidades y profesionales del país y de afuera. Muchos estudios muestran el mal que podemos hacer con políticas de esta tipo.

– El Congreso espera la llegada del proyecto para eliminar jubilaciones de privilegio, ¿qué postura tendrán sobre el tema?

– Hay mas de 50 regímenes especiales, no sé cuáles van a mandar, pero estamos dispuestos a discutir todos los temas y estudiarlos bien. Tampoco podemos ir contra derechos adquiridos. No se pueden tomar decisiones por tomar sin ver números claros y cómo es el sistema. Hay que ver la sustentabilidad del sistema antes de ver qué postura tenemos. Todos tenemos que ser iguales ante un sistema de jubilación que se rija con la lógica proporcional entre lo que uno aporta y lo que reciba cuando se jubila. Pero no todos los casos son iguales. La policía, por ejemplo, tiene una caja muy fuerte porque aporta más.

– ¿Y sobre la reforma judicial?

– Yo creo en la especialización de los temas de la Justicia, no en la generalización. Para mí los jueces de instrucción no son lo mismo que los jueces federal y por eso hay que juntarlos y tener 75 jueces. No estoy de acuerdo. Es la misma posición que tuve cuando se intentó hacer una reforma igual en 2004.

Del celular de 24 horas a negociar en el Congreso

La oficina de Cristian Ritondo, en el tercer piso del Congreso, tiene un dispositivo de cuatro pantallas unidas en el que se puede llegar a ver hasta 16 canales de televisión la vez. Se lo trajo de su despacho de La Plata, donde hizo base durante los cuatro años como ministro de Seguridad bonaerense. Durante la entrevista solo tiene una pantalla encendida. “El cambio de vida fue bestial”, reconoce sobre el salto de un cargo de gestión en la provincia más caliente del país a una banca legislativa.

Cristian Ritondo fue ministro de seguridad de María Eugenia Vidal.

Cristian Ritondo fue ministro de seguridad de María Eugenia Vidal.

“Viví cuatro años pendiente del teléfono las 24 horas. Al principio de la gestión había muchos secuestros. En promedio, uno por día. Los seguí a fondo. Hasta que la persona no estaba liberada yo no podía dormir. Y los fines de semana están los partidos de fútbol, a la noche los boliches, en verano el Operativo Sol. Nunca parás”, asegura y señala que el cambio “era necesario”: “Por mi familia y por mi salud”. Confiesa que ahora descansa mejor: “Duermo más tranquilo, sí. Y duermo más horas”.

El desembarco en el Parlamento no le fue fácil. La noticia de que él había sido el elegido por Mauricio Macri, María Eugenia Vidal y Horacio Rodríguez Larreta para presidir el bloque del PRO no cayó bien en un grupo de diputados que se quejaron por enterarse la noticia a través de los medios y amenazaron con romper.

Ritondo lanzó, rápidamente, un operativo contención. Se reunió, uno por uno, con el grueso de los 50 integrantes de su bancada para revertir la primera mala impresión. Prometió diálogo y debate.

Las aguas se calmaron, aunque tres legisladores aprovecharon la movida para fugarse al interbloque federal, más cercano al oficialismo, que conduce el mendocino José Luis Ramón.

Su desafío ahora, dice, es “mantener unido” a Juntos por el Cambio y lograr diseñar una “agenda parlamentaria de consenso” con el Frente de Todos. En ese sentido, destaca “la disposición al diálogo” de Sergio Massa y Máximo Kirchner.

Apuesta, además, a lograr avanzar en leyes que ayuden a “combatir las mafias”.

Este verano, por primera vez en cuatro años se tomó vacaciones y aprovecha el tiempo libre para mirar series. La de la muerte del fiscal Alberto Nisman de Netflix ya la vio. “Es una serie bien hecha. A aquellos que conocimos a Alberto nos sigue pareciendo que es poco probable que se haya suicidado, por las características de su personalidad y cómo se involucraba con los temas. Pero la serie está bien lograda. La Justicia tiene sus tiempos y cuando se politiza, como este caso, la muerte de un fiscal los plazos se hacen más largos”.

Perfil

Cristian Adrián Ritondo es diputado nacional y presidente del bloque del PRO en la Cámara baja desde diciembre de 2019. Fue ministro de Seguridad durante los cuatro años de gestión de María Eugenia Vidal en la provincia de Buenos Aires (2015-2019). Ya había sido diputado entre 2003 y 2007. Luego se desempeñó ocho años como legislador porteño y vice presidente de la Legislatura hasta 2015. Es hincha de Independiente e integró la comisión directiva de ese club, como vocal titular, entre 2014 y 2016.

Al toque

Un proyecto: Seguir trabajando por la Provincia

Un desafío: Legislar para cuidar a los argentinos

Un sueño: Ver a los argentinos sin grietas

Un recuerdo: El día que nacieron mis hijos

Un líder: María Eugenia Vidal

Un prócer: San Martín

Una sociedad que admire: Cualquiera que se respete mutuamente

Una persona que admire: Mi papá, Donato

Una comida: El asado

Una bebida: De día mate, en un cena un vino

Un placer: Pasar tiempo con mis hijos y mi mujer

Un libro: “Un tiempo de rupturas”, de Eric Hobsbawn

Una película: La vida es bella

Una serie: The Crown

fuente CLARIN

Print Friendly, PDF & Email
cript async src="https://pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js">

Comments