VECINOS DE LA MATANZA AFIRMAN QUE LA CONTAMINACIÓN DE LA FÁBRICA KLAUKOL LOS ESTÁ MATANDO

483
Compartir

Vecinos de Virrey del Pino llevan ya mucho tiempo denunciando que los desechos de la empresa están contaminando severamente el entorno. También lo relacionan directamente con la cantidad de muertos y enfermos de cáncer. Desde el municipio miran para otro lado.

Los vecinos del barrio Mercedes llevan diez años haciendo denuncias contra Klaukol. Según explican, las chimeneas de la fábrica despiden constantemente una sustancia altamente tóxica llamada sílice, que al inhalarse puede penetrar profundamente en los pulmones. La IARC (Agencia Internacional de Investigación contra el Cáncer) la clasifico en el año 1996 como cancerígena en humanos.

La comunidad fue sometida a distintos análisis que comprobaron altos grados de metal en la sangre. Y
afirman que las autoridades están al tanto de los más de cien casos registrados de cáncer, artrosis y enfermedades digestivas, y otro número similar de muertes. Sin embargo, tanto la actual intendenta, Verónica Magario, como su predecesor, Fernando Espinoza, miraron para otro lado, para el lado de las ganancias que reporta la fábrica.

la Organización Provincial para el Desarrollo Sustentable de la Provincia de Buenos Aires (OPDS) y la Autoridad de la Cuenca Matanza Riachuelo (Acumar) realizaron pericias en la zona y determinaron que la fábrica tiene una categoría “contaminante nivel 3”. Esto significa que los residuos que produce son tan peligros que sólo podría funcionar en una zona rural, alejada de la población. Ni siquiera se encontraría habilitada para operar en un parque industrial*.

La Izquierda Diario realizó un informe entrevistando a los vecinos, que viven separados de la fábrica solamente por una calle. Allí recopilaron varios testimonios de los perjudicados, que viven expuestos a la contaminación constante que cae diariamente sobre sus hogares. Susana Aranda, una referente de los vecinos autoconvocados afirmó que con la inacción «nos han condenado a muerte. Una muerte lenta y dolorosa».

Aranda también afirmó por su activismo fue víctima de persecución y aprietes. Entre ellos, en septiembre de 2016 fue interceptada en la calle por dos hombres armados que la obligaron a tragarse dos pilas.

Por el otro lado, Parex Klaukol, una empresa multinacional que pertenece desde hace poco al grupo Sika, triplicó su producción. Mientras que desde el municipio Magario les pide paciencia a los vecinos y afirma que se tomarán medidas para que la fábrica de reconvierta, pero de traslado lejos de la costa de La Matanza, ni se habla.

Desde la fábrica también se han acercado a los vecinos, pero sólamente para ofrecer medidas paliativas como repartir agua potable entre la gente.

El tema tiene larga data

http://www.el1digital.com.ar/articulo/view/63102/klaukol-avanza-el-operativo-de-acumar-en-el-barrio-las-mercedes

*En el año 2005, el Ministerio de Salud de Chile organizó la primera reunión regional del Plan de Erradicación de la Silicosis (una enfermedad producida por la exposición de humanos al Silice, que puede devenir en Cáncer, tuberculosis, entre otros) en las Américas con el apoyo de la organización Mundial de la Salud (OMS), la Organización Panamericana de la Salud (OPS) y la Organización Internacional del Trabajo (OIT). A partir de ahí se asumieron una serie de compromisos para abordar el problema de silicosis. Las reuniones y los esfuerzos continuaron durante los años siguientes. Pero a nivel local no se siguió el mismo camino. Por el contrario, ni siquiera se reconoce la gravedad de la situación

Print Friendly, PDF & Email

Comments