Macron endurece el tono sobre la inmigración

36
Compartir

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, endureció ahora el tono sobre la inmigración, argumentando que para evitar que los votantes se desvíen hacia la extrema derecha el gobierno deberá poner fin a su enfoque “laxista”. Ya en el pasado el mandatario había respondido con dureza ante las críticas a sus políticas respecto a los indocumentados.

“Al decir que somos humanistas, a veces somos demasiado laxistas”, dijo el lunes por la noche en un discurso frente a diputados y senadores de su partido, afirmando que las redes de contrabando de personas y las “personas que manipulan” el sistema están “abusando” de las leyes de asilo de Francia, que durante varios años se han caracterizado por ser muy permisivas.

“Los flujos de entrada nunca han sido tan bajos en Europa y las solicitudes de asilo nunca tan altas en Francia”, recalcó, a 15 días de un debate parlamentario sobre la inmigración en Francia, previsto entre el 30 de septiembre y el 2 de octubre. Una encuesta realizada en febrero de 2018 por la firma BVA mostró que el 63 % de los consultados sentía que había demasiados inmigrantes en Francia.

“No tenemos derecho a no hacer frente a ese tema”, dijo Macron. “Creo en nuestro derecho de asilo, pero es desviado de su propósito por las redes, por la gente que manipula. Si no lo afrontamos, lo sufriremos”, advirtió. A pocos meses de las elecciones municipales de marzo, el presidente llamó a su partido a no ser un “partido burgués” que ignore la opinión de las clases trabajadoras seducidas por la extrema derecha.

“La cuestión es si queremos ser un partido burgués o no. La burguesía no tiene ningún problema con eso: no se cruzan con ellos (con los inmigrantes). La clase obrera vive con ello. La izquierda no quiso mirar este problema durante décadas. Por lo tanto, las clases trabajadoras se han desviado hacia la extrema derecha”, expresó.

Francia recibió el año pasado un récord de 122.743 solicitudes de asilo, un 22% más que en 2017. La líder de la extrema derecha, Marine Le Pen, criticó las declaraciones del presidente a las que tachó de “electoralistas”. “Durante los últimos dos años y medio él (Macron) no ha visto ni oído nada” sobre el mal uso de las leyes de asilo, acusó.

La senadora desde 2004 y miembro del Partido Comunista Francés, Eliane Assassi, acusó a Macron y su mayoría de infundir miedo a los votantes sobre los migrantes y señaló, refiriéndose a la extrema derecha, que los votantes “prefieren el original a la imitación” e insistió en que la inmigración no es la responsable de los males de la sociedad francesa.

Fuente: El Intransigente

Print Friendly, PDF & Email
cript async src="https://pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js">

Comments