Testigo Clave afirmó que “el Chapo” sobornó a ex presidente mexicano por U$S100 millones

0
Compartir

El juicio del narcotraficante más peligroso de la historia, Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera, comenzó en noviembre del 2018 en la Corte Federal de Brooklyn con las investigaciones del FBI presentándose como pruebas para la fiscalía. Un narcotraficante colombiano llamado Alex Cifuentes, quien dijo haber sisdo un asociado de Guzmán por años admitió que este lo sobornó al ex presidente de la Nación mexicana por U$s 100 millones y así financió su campaña electoral del año 2012.

Por Urgente 24

El narcotráfico es una mano invisible que mueve voluntades a gusto y piacere. No sólo en México sino que en todos los países de Sudamérica el negocio de la droga maneja sumas millonarias que luego sirven para corromper a los mismos políticos (que se dejan corromper) con intercambios que benefician a ambos. Según lo que se desprende del juicio que viene sucediendo hace 9 semanas en Estados Unidos, el narcotráfico mexicano logró hacer al menos U$S 14 mil millones nada más que en el territorio estadounidense en actividades ilícitas.

Esta maniobra quedó claramente demostrada en la audiencia de hoy (15/01) en la Corte Federal de Brooklyn, en el juicio de Joaquín “el Chapo” Guzmán cuando Alex Cifuentes, autodenominado “mano derecha e izquierda” del Chapo y hoy colaborador oficial del FBI, admitió el soborno de su compañero hacia su ex presidente mexicano, quien recientemente terminó su mandato, Enrique Peña Nieto por U$s 100 millones. De la información que Cifuentes había dado a los fiscales federales el 17 de noviembre de 2017 se desprende que el dinero lo recibió en el año 2012 antes de ser elegido presidente de su nación. También mencionó al anterior presidente a Peña Nieto, el señor Felipe Calderón a quien también acusó de recibir sobornos.

Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto, Dos ex presidentes acusados de recibir sobornos del narcotráfico.

Según afirmó el testigo, inclusive Peña Nieto había pedido más dinero todavía que el que fue entregado, específicamente U$s 250 millones pero el narco mexicano le hizo llegar solo 100 entregados por una mujer identificada como “comadre María”. Además, Cifuentes, agregó que el trato era “trabajar” con la presidencia mexicana para no interferir en las actividades ilícitas del cartel de Sinaloa dejando que el narcotráfico ocurra bajo sus narices y sin palos en la rueda.

Otro presidente al que Cifuentes dejó en descubierto en relación al Chapo y sus sobornos todopoderosos fue nada más y nada menos que Hugo Chávez, ex dirigente de Venezuela.

Durante una jornada en la Corte en Nueva York, la fiscal Gina Parlovecchio reveló el audio de una llamada telefónica en la que el narcotraficante mexicano habla con un personaje llamado ‘Toño’, quien es uno de sus distribuidores de droga en Nueva York.

En la conversación ‘El Chapo’ le pide a ‘Toño’ que busque una pista en República Dominicana para que aterricen aviones con cocaína provenientes de Venezuela, que luego serían enviados a México.

“Consiga esa rayita, un ranchito que tenga un lugar así para que llegue el mueble (avión) del Loco”, le dice El Chapo, según reveló la revista Proceso.

Al ser preguntado sobre quién o qué es el ‘Loco’, Cifuentes respondió que así le decían en la organización al entonces presidente de Venezuela, Hugo Chávez.

Aunque no es la primera vez que se dejan al descubierto las relaciones del chavismo con el Cartel de Sinaloa, ya que en 2017 el ex militar venezolano Sunny Balza colaboró con autoridades de Estados Unidos, a quienes les dijo que personas de ese gobierno se habían reunido con el narcotraficante en Isla Margarita, asegurando que era un destino visitado frecuentemente por el mexicano Guzmán.

Al finalizar la audiencia de este martes (15/01) del juicio histórico contra uno de los capos narcotraficantes del mundo, el testimonio del colombiano hizo un breve repaso a la corrupción institucional en México, argumentando que Guzmán entregó a fuerzas militares entre U$S 10 y 12 millones, así como las coordenadas de miembros del cartel de los Beltrán Leyva (cártel en competencia con el de Guzmán) para que los mataran o capturaran.

El lunes 7/01, el agente especial del Buró Federal de Investigaciones (FBI), Stephen Marston, presentó una serie de conversaciones telefónicas de Joaquín “El Chapo” Guzmán realizaba con números de teléfono encriptados con sus allegados en donde se prueban muchos de los cargos por los que está acusado (más de 11) acelerando de esta forma el proceso del juicio en Estados Unidos que lo que busca es probar que las actividades ilegales del narcotráfico incidieron en su país y por eso debía ser juzgado y encarcelado ahí.

Se preveía que el juicio duraría meses pero gracias a las escuchas telefónicas y los testigos clave podría terminarse la semana del 21/01. Por su parte la defensa del Chapo lo que pretende es convencer al juez estadounidense de que Joaquín en realidad es un chivo expiatorio y que Ismael Zambada, un narco mexicano que está libre, es el verdadero líder del Cártel de Sinaloa aunque eso será muy difícil (casi imposible) de probar por la cantidad de testimonios y pruebas que lo demuestran capo narco a él. El “Chapo” Guzmán Loera.

Print Friendly, PDF & Email

Comments