“Se puede ser cualquier cosa, menos cómplice de una política de hambre y miseria”

0
Compartir

El líder de Camioneros volvió a cuestionar duramente las políticas implementadas por el Gobierno de Mauricio Macri y realizó un balance sobre el 2018: “Fue muy duro”.

A pesar del cambio de año, la tensión entre el líder de Camioneros, Hugo Moyano, y los integrantes de Cambiemos se mantiene. Lejos de intentar adoptar una postura más conciliadora, el gremialista volvió a lanzarse contra el Gobierno de Mauricio Macri y remarcó que “el endeudamiento es monstruoso”. “Las generaciones posteriores pagarán las consecuencias de esta política de hambre que llevan adelante”, remarcó.

“Se termina un año muy complicado para la gente de trabajo, la gente que no tiene trabajo, chicos y jubilados. Fue un año muy duro. Lo que molesta mucho es que quieren hacer aparecer que las cosas andan bien y no es así. Hay industrias que están a punto de desaparecer y no hay reacción. Uno se pregunta entonces qué es lo que defienden”, manifestó, durante una entrevista con Gustavo Sylvestre.

Además, Moyano tampoco evitó responder sobre la asunción de Bolsonaro en Brasil y dijo: “Yo pertenezco a la iglesia evangélica y no entiendo cómo pueden apoyar a un personaje de esta naturaleza de extrema derecha que viene a perjudicar a los que menos tienen. Es lo contrario a la creencia que tienen en Dios y en el evangelo. No entiendo cómo la iglesia lo puede apoyar. La iglesia debería estar del lado de los más humildes”.

En esa misma línea, indicó que “hay también defraudaciones en los cultos”. “Espero que Dios nos tenga en cuenta. Lo preocupante es nuestro país, y ya han anunciado que quitarán derechos a los trabajadores. Quieren hacer lo mismo que hicieron con el gobierno, llevar a las obras sociales a no poder darle nada a los trabajadores como pasa en los hospitales. Quieren llevar a la extrema pobreza al pueblo para reducirlos a la esclavitud”, lamentó.

En tanto, cuestionó el “relato naturalizador del Gobierno en medio de los tarifazos” y también que desde Cambiemos busquen realizar la flexibilización laboral “sí o sí”. “Lo harán los dirigentes que se pongan del lado de los empresarios y de las políticas de hambre. Nosotros no vamos a permitir que le quiten derechos a los trabajadores. Da bronca que algunos políticos nuestros estén dudando sobre qué harán”, remarcó.

“Se puede ser cualquier cosa menos ser cómplice de una política de hambre y miseria como la del gobierno. No conozco empresarios conformes con la economía actual. He conversado con muchísimos trabajadores, empresarios, comerciantes. Todo aquel que lo votó está completamente defraudado. Me parece raro que los números digan que todavía siguen en condiciones para las elecciones”, concluyó.

https://www.elintransigente.com

Print Friendly, PDF & Email

Comments