Inicio Tapa La carta de disculpas de Cohen Sabban a Esmeralda Mitre

La carta de disculpas de Cohen Sabban a Esmeralda Mitre

Compartir
El ex titular de la DAIA, Ariel Cohen Sabban

Ariel Cohen Sabban se disculpó con Esmeralda Mitre “por toda la angustia que ha sufrido”. Lo hizo a través de una corta nota publicada por el periodista Gabriel Levinas en la red social Twitter.

“Quiero pedirle sinceramente perdón por toda la angustia y mortificaciones que ha sufrido. Los desgraciados sucesos que son de dominio público han resultado también sumamente dolorosos para mí y para mi familia.Tengo que reunir fuerzas para proseguir con mi vida. Estoy devastado anímicamente”, indica el comunicado firmado por el ex titular de la DAIA.

El mensaje incluye una disculpa y no desmiente la versión de la actriz.

Mitre relató el incómodo incidente, que motivó las disculpas, en Radio Mitre: “Lo recibí y me pidió que me sentara a su lado. Me preguntó si me podía abrazar y me dijo que me iba a convertir en una heroína. Le dije que eso no me interesaba y entonces me pidió que fuera un mes a un colegio alemán para hacer una especie de probation y aprender acerca de esa tragedia. Además de eso, quería que fuera a Alemania con unos chicos, me dijo que el viaje costaría.

Esmeralda Mitre

Y continuó: “Me tocó un pecho y me quiso dar un beso en la boca. Ahí le dije que tenía que irse y entró en crisis”. “Claramente creo que es un acoso cuando alguien te besa el cuello, y además es extorsión pedirme ese dinero”, agregó.

La comisión directiva de la DAIA le pidió la renuncia a Cohen Sabban, y confirmaron que nunca supieron de su visita a casa de Mitre. Sin embargo, agregaron que la versión del ex titular era diferente a la de la actriz.

Después de eso, se difundieron audios que refuerzan el relato de Mitre:

-Esmeralda Mitre: Hola Ariel, ¿Cómo estás? Te quería decir que estoy con fiebre y vino el médico y me voy a quedar e cama. No voy a poder hoy. Encima a la noche tengo ensayo en los mismos horarios. Termino tarde asi que me tengo que quedar en cama y después ir. Puedo ir a museo a partir de mañana. Y después ahí nos tomamos un café, ¿te parece? Te mando un beso.

-Cohen Sabban: Sí, mañana voy a acordar con el museo, mañana me junto con el presidente y vamos a acordar, yo te llamo mañana mismo a las 20 horas.

-Mitre: Pero Ariel, por favor, a mí me están llamando del Museo, yo tengo que cumplir con eso. Tengo que decirles cuándo voy, si no voy a quedar muy mal. Les voy a contestar qué día voy. Decime si puede ser mañana, pasado. Es lo que me comprometí, después de ahí tomamos un café.

-Cohen Sabban: Vos decile tranquila que estás coordinando con la DAIA y yo mañana lo termino de definir. Mañana tipo 21 horas te pego una llamada.

-Mitre: Dale perfecto. Pero me están llamando a mí así que no querría quedar para nada como que no quiero ir porque voy a quedar muy mal con lo que me comprometí con ustedes, con ellos y con todo el mundo.

-Cohen Sabban: Tranqui Esmeralda vos decile que estás acordando conmigo y cualquier cosa me llamen a mí y vamos a hacerlo juntos. Lo único que tenemos que pensar (y quiero charlarlo con vos por eso quería encontrarme) si queremos que sea en off o en on cómo cuidar tu persona. Por eso necesito hablar con vos. No. No entedés. Estás entendiendo todo mal Esmeralda. Yo no estoy hablando de dinero. A ver si nos entendemos: yo en absoluto te pedí nada. Lo que te propuse es hacer una serie de acciones que te puedan ayudar, si vos las querías hacer. Y si no las querías hacer está todo bien, nada más.

-Mitre: Sí se Habló de eso, como también armar un viaje donde no sabía dónde iban a quedar los chicos, y que eso costaba 80 mil dólares, y de que yo no los tenía, que entonces bueno, 50, y que después 30, y que después veíamos cuánto, y que esto tenía que quedar en off… para mí fue muy duro.

Los audios, publicados en un informe de Intrusos

Print Friendly, PDF & Email
Compartir