Inicio Policial La Matanza: denuncian que hay 35 motos policiales arrumbadas en un depósito

La Matanza: denuncian que hay 35 motos policiales arrumbadas en un depósito

Compartir

Asuntos Internos de la Bonaerense investiga el hecho. Las unidades habían sido entregadas por Scioli al entonces intendente Fernando Espinoza en abril de 2015. Acusan a la jefa comunal K, Verónica Magario, de no haberlas hecho patentar y ponerlas a disposición del combate contra la inseguridad.

El área de Asuntos Internos de la Policía de la Provincia de Buenos Aires investiga una denuncia que involucra, una vez más, a la intendenta de La Matanza, Verónica Magario.

En esta ocasión, unas imágenes que llegaron a manos de la repartición muestran unas 35 motos abandonadas en un depósito, supuestamente entregadas durante la gestión de su antecesor, Fernando Espinoza.

Las motocicletas, de la marca Honda, estarían sin rodar ni patentar, en un galpón ubicado en el Camino de Cintura y la Avenida Crovara, en la localidad de La Tablada.

Según la denuncia, dada a conocer por el canal TN, las unidades llevan la leyenda “Municipio de La Matanza. Intendencia Fernando Espinoza”, sin que haya sido encontrada ninguna documentación en el lugar que respalde la tenencia de esas motos.

 

De acuerdo a los primeros indicios, se trataría de un lote de motos que habrían llegado al distrito en abril del 2015 y que fue anunciado por el entonces gobernador Daniel Scioli en la Universidad de la Matanza, en un acto que contó con la presencia del propio Espinoza.

La nueva denuncia se produce en un momento en el que, a pesar de las fotos y los compromisos de trabajar juntos por la Seguridad, el municipio kirchnerista y la Provincia se “tiraron por la cabeza” la responsabilidad por la inseguridad en el Conurbano, tras el asesinato del chofer Leandro Alcaraz en San Justo.

Con anterioridad, la intendenta Magario había recibido críticas por el ploteo de móviles policiales de la Provincia, mostrándolos como “Gestión Magario”, además de un contundente informe del Tribunal de Cuentas provincial, que publicó La Tecla en exclusiva, demostrando que el municipio no había dedicado ni un solo peso del Fondo de Seguridad en 2016.

Print Friendly, PDF & Email
Compartir