Inicio Política Arrancó el paro de subtes: afecta a 90 mil usuarios

Arrancó el paro de subtes: afecta a 90 mil usuarios

Compartir

Dicen que es en “solidaridad” con docentes, judiciales y trabajadores del Estado. Metrovías armó un cronograma de emergencia que pondrá en práctica “si es seguro”.

Arrancó el anunciado paro de subte en las seis líneas y el Premetro, que se extenderá hasta el final del día. La medida de fuerza es en “solidaridad” con la protesta de docentes, judiciales y trabajadores del Gobierno porteño. Hay 90.000 usuarios afectados.

Horas antes del paro, la concesionaria Metrovías anunció la diagramación de un servicio de emergencia durante la huelga, con menor frecuencia que la habitual y brindado por personal jerárquico. Aclaró que lo pondría en práctica “de verificarse condiciones que garanticen un servicio seguro y confiable”.

A través de un comunicado, Metrovías consideró “totalmente injustificada” la medida de fuerza y aseguró que haría “la denuncia correspondiente ante las autoridades laborales solicitando su inmediata intervención”.

Hoy fue un día complicado para usar el subte, y no sólo por el paro. Funcionó con retrasos en la línea E desde pasadas las 7 hasta poco antes de las 9, y a partir de las 18. Alrededor de las 15, la B permaneció interrumpida durante media hora por anegamiento de vías tras las intensas lluvias. A lo largo de la tarde hubo de forma intermitente servicio limitado de esa línea entre ciertas estaciones o retrasos.

Y al final del día, llegó el paro, encabezado por la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y Premetro (AGTSyP). El motivo: “solidaridad” con la jornada de protesta que encabezaron docentes, judiciales y trabajadores del Gobierno de la Ciudad.

Pero las marchas de maestros fueron por la mañana, por lo que la medida de fuerza en el subte parece ir a destiempo, o bien estar motivada también por otros reclamos de los trabajadores del subte.

Es que los metrodolegados vienen de sufrir un duro golpe: semanas atrás, se les revocó la personería gremial, que había sido entregada en diciembre de 2015 por el kirchnerismo antes de dejar el poder.

A su vez, el subte está en plena negociación paritaria, otro motivo válido para lograr visibilidad a través de un paro. Y resta terminar de resolver el conflicto que desató el descubrimiento de asbesto en coches de la línea B.

clarin.com

Print Friendly, PDF & Email
Compartir