Inicio Tapa El Gobierno y una postura difícil: apoyar a Chocobar

El Gobierno y una postura difícil: apoyar a Chocobar

Compartir

El Gobierno Nacional ha mostrado un apoyo incondicional al policía embargado, quien salvó al turista estadounidense. Sin embargo, se trata de una postura controvertida, ya que se enfrenta directamente a un porcentaje importante de la población.

La defensa del policía local fue tomada por varios funcionarios de Cambiemos. Primero, fue recibido por el mismo presidente, después, varios salieron a solidarizarse, en declaraciones mediáticas o a través de las redes. Hoy, fue el turno de la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, quien afirmó: “cambió la doctrina, la Policía no es culpable en un enfrentamiento”.

De acuerdo a la ministra, el Ejecutivo se encuentra impulsando un cambio de doctrina, que no considere culpable al policía que actúa en medio de un enfrentamiento. Habló sobre el tema entrevistada por el periodista Ernesto Tenembaum, en Radio Con Vos.

“Chocobar actuó de acuerdo a todos los protocolos y manuales que hemos elaborado sobre doctrina policial”, explicó la ministra. “Cada vez que hay una persona con cuchillo, el policía no debe acercarse nunca a menos de seis metros. Es una doctrina internacional, ratificada por todos”, agregó.

“Esta doctrina policial la hemos enseñado el año pasado en las escuelas policiales del país. Esto lo digo porque a partir de un video mal editado y recortado, se analiza algo que es absolutamente poco profesional. No entienden que Chocobar estaba en la persecución de un delito que seguía, que existía, que estaba infraganti”, continuó la ministra.

Bullrich está haciendo referencia al video en el que se ve al policía local de Avellaneda persiguiendo a Pablo Kukoc (18), el atacante, y le dispara por la espalda desde unos metros de distancia. Para la ministra, Chocobar se encontraba cumpliendo con su deber, no actuando en legítima defensa.

“Esa persona que había acuchillado a un turista, podía hacer lo mismo con cualquier otra persona. Consideramos desde el Ministerio de Seguridad que la acción realizó el policía no es legítima defensa. Está mal encuadrado el caso. Es una acción de cumplimiento de deber de funcionario público”, expresó Bullrich en la entrevista radial.

“Este caso ratifica una mirada que tiene nuestro gobierno: las fuerzas de seguridad no son las principales culpables en un enfrentamiento. Estamos cambiando la doctrina de la culpa de la Policía. Y estamos construyendo una nueva doctrina: el Estado es el que realiza las acciones para impedir el delito”, ratificó.

Las declaraciones, además de apoyar a Chocobar, vienen a ratificar una postura política del Gobierno. Cabe recordar que, después de que Mauricio Macri recibiera al policía en Casa Rosada, comenzó a circular el video del momento del disparo.

Al respecto, fue el propio Marcos Peña, Jefe de Gabinete, quien afirmó que el Gobierno conocía el video y las circunstancias del disparo, ya que integran la causa desde el primer momento.

“El ministerio de Seguridad tiene todos los videos desde el primer día. Hubo, obviamente, una evaluación sobre no solo ese video sino sobre el conjunto del accionar de ese día. Hay más material evidentemente. La ministra de Seguridad estaba al tanto de cómo había sido el desempeño”, dijo Peña en una entrevista con C5N.

“No fue un error haberlo recibido; lo que planteó el presidente interpreta una demanda social. En ningún momento se plantea interferir en ninguna investigación judicial”, agregó.

Y continuó: “no hay motivos para tratarlo de entrada al igual que un delincuente. Cuando lo detiene inmediatamente, cuando le pone embargo, lo iguala a la situación de delincuencia. Los jueces muchas veces se animan a dar mano dura contra la policía que no se hace contra los delincuentes, nadie dice que no se lo juzgue, pero presuponer que tiene peligro de fuga lo consideramos poco equilibrado”.

Así, haciendo una recopilación de declaraciones de los funcionarios de Cambiemos, va quedando clara la postura del Gobierno con relación al caso. Este apoyo a las fuerzas de Seguridad ya venía tomando forma desde que comenzó a tener repercusión la desaparición de Santiago Maldonado.

Se trata de una postura polémica: avalar y fomentar ciertas prácticas en el marco del cumplimiento del deber, por parte de las fuerzas. Esa nueva doctrina impulsada por el Ejecutivo está encontrando una evidente resistencia por parte de la Justicia. También se muestra un cierto rechazo social, aunque el reclamo por mayor seguridad pareciera pesar más.

Print Friendly, PDF & Email

Comments