Detuvieron a Alan Funes, líder de la banda que protagoniza una guerra narco en Rosario

0
Compartir

El joven de 18 años tenía un pedido de captura internacional. Estaba prófugo desde que se lo vio disparando una ametralladora en Año Nuevo, desde la casa donde cumplía arresto domiciliario

Alan Funes, cabecilla de la banda narco enfrentada al clan Caminos, fue detenido esta mañana en la zona sur de la ciudad de Rosario, donde era buscado desde principios de enero por violar el arresto domiciliario y difundir un video disparando una ametralladora en Año Nuevo.

Según informó el Ministerio de Seguridad de Santa Fe, el joven de 18 años que lidera el clan familiar Funes, fue arrestado por la Policía de Investigaciones cerca de las 7 en una vivienda del complejo habitacional Fonavi, en calle Callao al 3900, en la zona suroeste de la ciudad. En el operativo participaron también efectivos de la Gendarmería Nacional.

Junto a Funes, fue detenida su novia Jorgelina Selerpe, alias “Chipi”. Ambos están sospechados por el crimen de Marcela Díaz, hermana de Ariel “Tubi” Segovia, ocurrida la semana cuando le dispararon desde un auto en el que, supuestamente, viajaba Alan.

Ariel “Tubi” Segovia está detenido acusado de ordenar tres crímenes en el marco de su enfrentamiento con la banda de los Funes.

Marcela Díaz, al igual que su hermano “Tubi” Segovia, era una aliada al clan de los Camino, la banda que hasta su muerte lideró Roberto “Pimpi” Camino, ex jefe de la barra brava de Newell’s Old Boys.

Alan Funes cumplía arresto domiciliario acusado de acribillar a Eugenio “Pupi” Solano, señalado en el barrio como el autor material del homicidio de su madre, Mariela Griselda Miranda, en 2016. Al momento del crimen del presunto asesino de su mamá, Alan tenía 17 años, por lo que fue enviado al Instituto de Rehabilitación del Adolescente (IRAR) y luego un juez le dictó la prisión domiciliaria.

El joven fue noticia a principios de enero luego de que trascendiera un video en el que se lo vio dando tiros al aire para festejar el año nuevo. Cuando la policía fue a buscarlo, Funes se había escapado. Desde entonces estuvo prófugo de la Justicia, que había dictado una orden de captura nacional e internacional.

Finalmente, tras días de intensa búsqueda, fue capturado.

A una semana del comienzo del 2018, el asesinato de Ulises Funes, integrante de la familia que está enfrentada a la de Alexis Camino, hijo del ex barra de Newell’s asesinado en 2010, envalentonó a dos de sus hermanos, que prometieron a través de sus redes sociales que iban a dejar “filas de muertos”.

Lautaro “Lamparita” Funes, detenido en la cárcel de Piñero acusado de cometer 14 delitos entre diciembre de 2015 y mayo del año pasado, escribió en su cuenta de Facebook: “A mi hermano no me lo devuelve nadie. Pero ellos van a tener que hacer fila para velar la de muertos que voy a dejar”.

“Lamparita” señaló que su hermano Ulises “no andaba en nada”. “Es fácil pegarle a un inocente”, dijo.

Similar reacción tuvo Alan, el hermano hasta hoy prófugo, quien dejó ver públicamente una amenaza a través de un posteo de Facebook en el que también promete vengar la muerte de Ulises. “Descansá en paz con la mami. Siempre los voy a llevar en mi corazón. Juro por mi hija que los mato a todos”.

También remarcó que su hermano muerto “no se metía. Trabajaba”.

Los Funes y los Camino, dos clanes familiares conocidos en Rosario hace tiempo, hasta ahora operaban bajo la sombra de “Los Monos”. Ambos quieren controlar el negocio y mantienen una guerra desde hace más de tres años para obtenerlo. Sus enfrentamientos dejaron un saldo de al menos 20 asesinatos.

Fuente: www.infobae.com

Print Friendly, PDF & Email

Comments