Inicio Tapa Cuestión mapuche: nuevamente la Justicia avanza de forma errante

Cuestión mapuche: nuevamente la Justicia avanza de forma errante

Compartir

El mismo juez que ordenó el desalojo en el que falleció Rafael Nahuel ahora negoció con los mapuches para ingresar al predio ocupado en sus términos. Sí, el magistrado, apuntado en varias ocasiones por llevar adelante una cruzada anti mapuche, ahora se lava las manos

Se trata del juez subrogante de Bariloche, Gustavo Villanueva, quien también investiga las condiciones de la muerte del joven. Inicialmente había librado una orden de detención contra diez mapuches que escaparon durante el operativo, sin embargo, tal vez temiendo seguir el mismo camino del Juez federal Guido Otranto (el primer y gran cuestionado primer titular de la causa Maldonado), después dio marcha atrás con su decisión. Asimismo, ordenó el secuestro de las armas y teléfonos celulares de los efectivos que participaron del desalojo.

Juez Gustavo Villanueva

Además de haber desactivado el pedido de captura, el magistrado le concedió a la comunidad mapuche “un tiempo de duelo”, después del cual se dará inicio a los operativos en Villa Mascardi. Se trata de un caso inaudito, que difícilmente podría aplicarse en cualquier otra circunstancia similar.

Por su parte, pareciera que ambas partes involucradas están reclamando el inmediato inicio de los peritajes en la zona. Por un lado, la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, afirmó que el magistrado “está perdiendo bastantes días” en su intento de respetar el duelo de la comunidad.

“Si hay alguien que dice que no se puede entrar a una parte del territorio, nosotros entraremos a todas las partes del territorio argentino; no tenemos ningún límite más que los límites de la Constitución” consideró en una conferencia de prensa.

También se mostró preocupada por una posible alteración de la evidencia: “Cada vez van a quedar menos pruebas porque en el lugar están todavía los grupos violentos”. También recordó que los mapuches usaron “armas de grueso calibre.

Por otro lado, en declaraciones a Radio Delta, el coordinador del parlamento Mapuche- Tehuelche de Río Negro Mesa Andina, , Luis Pilquiman, también cuestionó la decisión de Villanueva: “No es cierto que nosotros no dejamos entrar al juez, fuimos los primeros que le dijimos que ingrese para tomar las pericias lo antes posible porque acá corre viento y se pueden borrar las huellas. Estamos esperando que nos diga qué día y a qué hora va a entrar”.

En este contexto, es imposible no preguntarse qué está haciendo el juez. Primero ordenó el desalojo y lanzó un pedido de captura contra los manifestantes prófugos, después cambió radicalmente su estrategia, en base a fundamentos poco claros que parecieran estar motivados por presiones mediáticas y sociales. El resultado de estas idas y venidas puede ser perjudicial para la investigación.

Rafael Nahuel murió el pasado sábado después del operativo de desalojo ordenado por el juez. El joven recibió un disparo ascendente en un glúteo, que se desplazó hasta afectar órganos vitales. De acuerdo a los médicos forenses de la Policía de Río Negro, la bala se corresponde con una pistola 9 milímetros. La comunidad mapuche que protagonizó los incidentes se encuentra usurpando un predio que forma parte del Parque Nacional Nahuel Huapi.

Print Friendly, PDF & Email

Comments