Inicio Economía Las maniobras que hizo Nike para evadir impuestos

Las maniobras que hizo Nike para evadir impuestos

Compartir

Los archivos filtrados revelan que la multinacional estadounidense de indumentaria deportiva desvió millones a paraísos fiscales.

La firma estadounidense de ropa deportiva Nike desvió durante una década miles de millones de dólares en ganancias de Europa al paraíso fiscal de Bermudas, donde tenía registrados los derechos de su logotipo pese a no tener en ese territorio oficinas ni empleados solo algunos documentos archivados en el registro corporativo de Bermuda y en Appleby, un bufete de abogados que presta servicios corporativos y legales, según revelaron los Paradise Papers. Fue a partir de un acuerdo firmado con las autoridades holandesas en el año 2006, con una vigencia de diez años.
Así figuran en los documentos obtenidos por el diario alemán Süddeutsche Zeitung y compartida por Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ), y a los que accedió PERFIL.

Según publicó y tradujo Univisión, la carga tributaria de Nike aumentó de forma significativa. En los tres años posteriores a ese acuerdo con los Países Bajos, sus beneficios después de impuestos subieron en un 55%, hasta los 1,880 millones de dólares, gracias en gran parte a una disminución de su tasa impositiva efectiva mundial del 34.9% al 24.8% (y en camino al 13.2% el año pasado).

Nike usó una sociedad radicada en la localidad holandesa de Hilversum como punto intermedio entre el dinero proveniente de cualquier país europeo y un paraíso fiscal, en este caso Bermuda, a través de la sociedad Nike Internacional Ltd y una sociedad comanditaria holandesa.

Nike International Ltd era vital para el nuevo arreglo de la compañía. A través de ella, el fabricante de ropa deportiva mantenía la propiedad de su icónico diseño Swoosh para los mercados fuera de Estados Unidos. La filial de Bermuda cobró regalías por marca registrada a la sede europea de Nike en Hilversum, que vendía sus productos a miles de mayoristas y minoristas independientes, así como directamente a los clientes a través de las propias tiendas de Nike en toda Europa.

Los pagos de regalías permitieron transferir miles de millones en ganancias fuera de Europa, donde de otro modo habrían sido gravados, y los mantuvieron libres de impuestos a unas 3,680 millas a través del mar en la isla de Bermuda.

Los flujos de regalías hacia Bermuda se mantuvieron sin mencionar en las cuentas de las subsidiarias holandesas de Nike hasta recién el año pasado, cuando la multinacional mostroó por primera un indicio del dinero que trasladaba offshore cuando por un caso no relacionado en el Tribunal Fiscal de Estados Unidos divulgó los pagos de regalías a Bermuda en 2010, 2011 y 2012. En conjunto, sumaban alrededor de 3,860 millones de dólares.

El flujo de regalías por uso de marca generó una cantidad de efectivo del orden de 6,600 millones offshore en junio de 2014. Esta cantidad había sido gravada a solo el 3% fuera de Estados Unidos. Y debido a que permaneció offshore, no pagó ningún impuesto en ese país. Sobre este arreglo fiscal, la empresa indicó: “Nike cumple totalmente con las regulaciones fiscales”.

http://www.perfil.com

Print Friendly, PDF & Email
Compartir

Comments