Habló el hijo del financista Aldo Ducler

73
Compartir

El hijo del financista fallecido dio una entrevista a diario Infobae. Según afirmó, tiene dudas sobre las circunstancias de la Habló el hijo del financista muerte de su padre y lamentó el lento avance de la Justicia.
Según explicó, hay das investigaciones abiertas sobre la seguridad de su padre y las circunstancias de su fallecimiento, un mes y medio atrás. Una por amenazas, en manos del juez federal Ariel Lijo, y otro por su muerte, en manos de juez Péres.

También explicó que antes de desvanecerse en la esquina de Corrientes y San Martín había ido a retirar cheques de la financiera Arpenta. Esta empresa pertenece a dos ex socios de Ducler, todavía vinculados a los Kirchner: Miguel Eduardo Iribarne y Héctor Luis Scasserra.

A Ducler le gustaría que se investigue qué hizo su padre antes de desmayarse, y eventualmente fallecer. Concretamente, quiere que la Justicia investigue si pudo haber sido extorsionado, amenazado o incluso envenenado por sus dos ex socios.

También relató que su padre tenía documentación que probaba que Cristina Kirchner había formado parte de una comisión de lavado de dinero en 2001. Según explicó, la provincia de Santa Cruz fue clienta de Mercado Abierto, una financiera investigada por lavado de dinero del narcotráfico.

Al parecer, cuando el caso comenzó a tomar notoriedad Kirchner retiró los fondos de Santa Cruz y habrían ido a parar a un banco estadounidense. De acuerdo a Ducler ese dinero eventualmente habría ido a parar al saneamiento del «Banco de Santa Cruz, en la campaña presidencial del 2003 y en la compra de YPF».

Ducler denunció a los Kirchner por este asunto ante el juez Marcelo Martínez de Giorgi. También explicó, y aquí aparece el dato curioso, que cuando se votó la Ley del informante, él y su padre empezaron a evaluar la posibilidad avanzar con la misma «en el Poder Ejecutivo». «Con el estudio de abogados Durrieu empezamos a hablar con gente del gobierno», relató.

Sin embargo, sospecha que alguien habría filtrado el nombre de su padre. Así, aumentaron las amenazas. Además, relató que un día antes de su muerte, Ducler había enviado a su esposa a Mar del Plata.

Así, el hijo del financista expuso serias dudas sobre la muerte de su padre. También solicitó ver la autopsia y afirmó que sus padre hacía controles cardiológicos periódicos, por lo que se podrían comparar esos datos con los arrogados por el análisis post mortem.

Aquí está la entrevista completa realizada por el periodista Luis Gasulla

– ¿Qué le hace pensar que su padre no murió por causas naturales?

Tengo fundamentos. Le aclaro que hay dos investigaciones. Una bajo la órbita del juez federal Ariel Lijo, por las amenazas, y otra sobre la muerte de mi padre, en la Fiscalía N°46, a cargo del doctor Péres. Lo visité tres veces pero la investigación viene lenta.

– ¿Cuáles son sus dudas puntuales?

A mi padre lo levantó una ambulancia privada de la vía pública y lo llevó al Hospital Argerich. No se investigó qué hizo mi padre desde que dejó la camioneta hasta que se cae, supuestamente infartado, en San Martín y Corrientes. Lo que había hecho mi padre, anteriormente, fue retirar dos cheques de Arpenta –financiera manejada por dos ex socios de Aldo Ducler: Miguel Eduardo Iribarne y Héctor Luis Scasserra-. Ese dato es relevante.

– ¿Por qué?

Los ex socios de mi padre aún siguen vinculados con los Kirchner a través de Eduardo Caffaro. Mi padre tenía un negocio con Iribarne y Scasserra, por lo tanto ellos sabían que él pasaría por Arpenta ese día. Mi padre pudo haber sido envenado o extorsionado y apretado en la financiera.

Tampoco están los resultados toxicológicos. Hay dudas sobre el intento de robo. Mi padre fue socio de Scasserra entre 1982 y 2004, pero los que filtraron el video en el que se ve caer a mi padre en la vía pública fueron ellos. Después de conocerse por tantos años, ¿por qué hicieron eso?

– ¿Cómo era el vínculo de su padre con los emisarios de Néstor Kirchner en Mercado Abierto?

Cada socio tenía su rol. Mi padre se encargaba de las relaciones públicas, iba a eventos, conocía a embajadores, empresarios, políticos y gobernadores. Conoció a muchos gobernadores, pero no a Néstor Kirchner. La relación con la provincia de Santa Cruz se daba a través de Eduardo Caffaro, conocido de Iribarne, Scasserra y papá desde antes de la creación de Mercado Abierto. Por eso, cuando la provincia cobra los famosos fondos por las regalías, Caffaro, que ya vivía en el sur, recomienda que el asesor financiero sea Mercado Abierto.

Iribarne era el jefe de la mesa de dinero –lo sigue haciendo en Arpenta-. Las decisiones de las inversiones las tomaba él con Caffaro y con Portela Pico, que falleció hace unas semanas. Scasserra se dedicaba a nuevos negocios y fondos agrícolas. Se ocupó del fondo de Boca, con Daniel Lalín en Racing, y otro con Jorge Capitanich. A Arpenta lo allanaron hace unos años y su abogado era Horacio Liendo, que era el abogado del Banco de Santa Cruz.

– ¿Cómo sabe que su padre tenía previsto ir a Arpenta?

Pasaba todos los meses a retirar los cheques y los depositaba en el Banco Ciudad. Ustedes publicaron los extractos bancarios. He descubierto que el flujo de fondos fue bastante irregular en los últimos tiempos. Estoy investigando por qué le pagaban menos dinero y se habló del tema.
Play

– ¿Qué demuestra la documentación que tenía su padre sobre los fondos de Santa Cruz?

La ex presidente Cristina Kirchner formó parte de la comisión de lavado de dinero en el 2001, siendo su provincia clienta de Mercado Abierto. En esa comisión estaban Elisa Carrió, Graciela Ocaña y Daniel Scioli. Es grave. Cristina se sumó a la comisión sabiendo que la provincia operaba en Mercado Abierto. Ni a mi padre ni a Scasserra les gustó en aquel momento, fue una actitud grave. En 1999, habían investigado a Mercado Abierto por lavado de dinero del narcotráfico y empieza a caer en desgracia. A Carrió la respeto muchísimo, pero como persona que investiga y denuncia la corrupción hay un margen de error. Carrió se equivocó con mi padre. Ducler nunca fue un narcolavador. Su abogado defensor fue Alejandro Carrió, su primo hermano. Lo sobreseyó la justicia norteamericana, mexicana y argentina en el 2008. A mi padre lo engañó el gobierno americano y el Citibank con fondos disfrazados del narcotráfico. Es la famosa «Operación Casablanca». Por eso, mi padre los demandó en una suma muy importante. Está demostrado.

– ¿Esa fue la razón por la que Santa Cruz sacó los fondos de Mercado Abierto?

Kirchner se asusta y saca los fondos. Domingo Cavallo era su asesor financiero. Cavallo le pide a Kirchner que deje los fondos en el país y que la provincia le haga un préstamo a la Argentina. Kirchner los lleva a un banco de EEUU.

– ¿Al Tesoro de los Estados Unidos, como dijo en su discurso del 2004 en la Cumbre de las Américas?

¡De ninguna manera! El manejo lo tenía su apoderado Caffaro. La cuenta del MA Bank, que eran 535 millones de dólares netos, en su origen, estaban allí. Después pasaron a Luxemburgo y finalmente a Suiza.

– ¿Dónde terminó ese dinero?

Mi padre decía que se sabría con voluntad política. Se lo dijo a usted el año pasado. Esa plata se usó para sanear el Banco de Santa Cruz, en la campaña presidencial del 2003 y en la compra de YPF.

– ¿A partir de cuándo empiezan a amenazar a su familia?

Desde el momento en que mi papá denuncia a los Kirchner en el juzgado de Marcelo Martínez de Giorgi.

– ¿Qué pasó con esa presentación en la justicia?

El juez la envió a Santa Cruz. Cuando se vota la ley del informante, en noviembre del año pasado, vimos la posibilidad de avanzar con la denuncia en el Poder Ejecutivo. Con el estudio de abogados Durrieu empezamos a hablar con gente del gobierno.

– ¿Cree que se filtró el nombre?

Alguien lo hizo. Roberto Durrieu no estaba autorizado a mencionar el nombre de mi padre. Se filtró y aumentaron las amenazas. Papá estaba preocupado. El día anterior al supuesto infarto, envía a mi madre a Mar del Plata. Le preocupaba su familia. Estaba a 50 pasos de llegar a la camioneta. Si fue muerte natural, ¿por qué yo que soy el hijo tengo que vivir con seis policías todo el día y sigo teniendo amenazas, me siguen y me sacan fotos? ¿Qué está pasando? ¿La muerte de mi padre fue un infarto? Si fue así, ¿por qué siguen las amenazas? Si la muerte de mi padre hubiera sido natural hoy viviría tranquilo. No vivo tranquilo.

– Pero, a las pocas horas de la muerte de Ducler, apareció la autopsia que hablaba de tres infartos y de un corazón con un tamaño superior al normal…

Hasta ahora nadie me mostró esa autopsia. Quiero ver esos papeles. Hasta hoy el fiscal no tuvo tiempo de recibirme. No entiendo cómo no se investigó a la financiera Arpenta que visitó previamente. Mi padre, según su historia clínica, tuvo un solo infarto. Su cardiólogo- jefe de cardiología de Medicus- sabe que se hacía controles mensualmente.
Play

Reportaje a Aldo Ducler, semanas antes de su muerte

– ¿Cómo fueron las horas posteriores a la denuncia que realizó en la Unidad de Información Financiera?

Estábamos preocupados y pensamos que era una manera de formalizar las charlas que veníamos teniendo con gente de primera línea del gobierno en los últimos sesenta días. Sólo lo sabían cinco personas. El Poder Ejecutivo nos protegería, nuestros nombres se mantendrían en reserva. Nada de eso pasó.

Se dijo que quería plata, mi padre nunca estuvo fundido. Nunca exigió nada. La ley del informante habla de beneficio económico, pero se sigue demorando la instrumentación de la ley. Él hubiese contado la verdad por nada. Quería limpiar su imagen de 20 años de mentiras. El gran responsable de los fondos de Santa Cruz en Mercado Abierto era Miguel Iribarne. Mi padre ya no estaba en el 2004. Sus ex socios siguieron trabajando. ¿Por qué siempre le pegaron a Ducler? ¿Qué pasó en el medio con Santa Cruz? ¿Fueron parte de todo esto y ocultaron documentación?

– ¿Habló con los ex socios de su padre?

No.

– ¿Y su padre?

Les hacía las recriminaciones correspondientes. Pero de tres socios, el único responsable y escrachado por todo lo que pasó en 20 años fue mi padre. Nadie se hizo cargo de nada. Investiguen a Arpenta.

– ¿Hay más documentación sobre los fondos de Santa Cruz?

Hablamos de 200 involucrados. Espero que empiecen a hablar. Que se presenten en la justicia. Acá hay gente que sabe qué se hicieron con esos 1200 millones de dólares.

– ¿Quiénes?

Hasta ahora habló Alberto Fernández y Carlos Zannini. Zannini dijo que Ducler no era financista de Kirchner. Nunca lo fue. Sí, Santa Cruz fue cliente de Mercado Abierto. Fernández no puede decir que este tema era una fantasía cuando estamos mostrando papeles firmados por Néstor Kirchner.

– ¿Por qué su padre recién rompió el silencio a fines del año pasado?

Habló luego del cambio de gobierno. Eso influyó muchísimo.

Print Friendly, PDF & Email
cript async src="https://pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js">

Comments