Inicio Mr.Bond GENDARMES CONTROLADOS POR ANIBAL, JEFES DE LA PFA CUESTIONADOS POR LA JUSTICIA...

GENDARMES CONTROLADOS POR ANIBAL, JEFES DE LA PFA CUESTIONADOS POR LA JUSTICIA Y HASTA ARSLANIAN Y BULLRICH QUE QUIEREN DESPLAZAR A RITONDO. ENCUBREN LA MUERTE DE LOS 43 GENDARMES.

Compartir

 

A pocos meses “Los tenemos rodeado a los Lanatta” hasta Jefes de gendarmería que los controla Aníbal Fernández , 30 camionetas con una misma chapa, hasta los 4 millones de pesos que se “tomo prestado” Furlan de inteligencia criminal para atrapar a los Lanatta … y SIGUEN :

Vamos por Parte:

Leon Arslanian están conspirando contra el Ministro Cristian Ritondo , hasta se habló de asesor en las sombras y fuertes operaciones de a Policía Bonaerense para desplazar a Ritondo: Sucede que los une los intereses, un sector del Ruso Mazkint conspira al igual que Arslanian para evitar “ que los policías hagan su declaracion jurada” es que los muchachos no pueden justicicar ni las 4×4 ni su casa en la costa y de los country con un sueldo de 20 mil pesos…
Arslanian además de querer poner “un hombre de él” en el ministerio de Seguridad Bonaerense, quiere por otro lado “ cobrarle 5 millones de dólares a CFK, para hacer lobby Judicial por las causas que tiene. Asimismo después del “escrache de Stiuso “ a Moreno Ocampo, quedo fuera del Lobby, es que Ocampo , siempre trabajo con la SIDE , nos decía un agente …
Por otro lado el looby que se va en Abril Ritondo esta motorizado por 3 Sectores: Arslanian, Aníbal y el Ruso Matzkint… Ah y por supuesto “Patricia” que quiere ponerlo a Burzaco como Ministro de Seguridad… pero

burzaco

¿que hicieron Burzaco y Furlan de los 4 millones de fondo reservado de Inteligencia criminal para pagar informantes por el tema de Lanatta?… Ah… que buena pregunta.

Las camionetas Clones de Gendarmería y los 43 Gendarmes

Parece ser que la Gendarmería a cargo de José Otero , un hombre de Aníbal Fernández, pero lo más llamativo es que era Jefe de Compras , antes de ascender y el micro con los 43 Gendarmes volcó por el mal estado del camino , pero también porque se robaron el dinero de las cubiertas , práctica usual en Gendarmería y las reemplazaron con cubiertas recapadas … Algo prohibido en las ruedas delanteras .
¿EL MINISTERIO DE SEGURIDAD ENCUBRE LA MUERTE DE LOS 43 GENDARMES?
El detalle no es menor, sería para tapar “que Otero” ¿era el responsable de Compras?
A Otero lo ascendieron luego de haber sido jefe de Compras de la fuerza y ex Director de Operaciones Logísticas.

Justamente, la logística fue lo que falló en Jujuy. El General Otero siempre estuvo apadrinado por los Caserotto. Rubén Caserotto fue Director de Contaduría, su hermano mayor –médico- fue procesado por delitos de lesa humanidad. Pero el que era íntimo de Néstor Kirchner era Roberto Caserotto.
“La relación con Chocho se rompió porque un pariente político suyo –cuenta la fuente desde el sur argentino— le rompió la cara cuando se enteró que guardaban bolsas con falopa en la casa de la chilena”. Las fuentes consultadas político del actual titular de Gendarmería Nacional. “Chocho” fue uno de los “felices propietarios de tierras fiscales en El Calafate”. En el 2005 lo sacaron de la provincia de Chubut, Esquel, tras chocar, en estado de ebriedad, una columna de alambrado. Durante la “década ganada”, según dos fuentes consultadas, Caserotto, habría garantizado el traslado de camionetas oficiales de Gendarmería desde el norte argentino hasta la Patagonia sin que fuesen requisadas. ¿El motivo? “La droga la sacaban todos los meses, siempre, lo hacían sistemáticamente, era coca”, explica el ex familiar político de Caserotto.
En este mismo sentido en los referente a la los 43 Gendarmes, Inteligencia de GN, quiere imponer que se trató de un atentado para tapar el robo de las cubiertas, calculen que son 250 mil pesos al año que se roban en cubiertas sólo en un micro…

 

gn_efedrina

EN LA FOTO 2006:  ZACARIAS Y CASEROTTO… ( Fuente Luis Gasulla, periodismoypunto.com)

Se entiende entonces, porqué la desinteligencia de Gendarmería Nacional para ubicar a los prófugos Lanatta y Schillaci. Obviamente al ver la relación que había entre Caserorotto, Oteri y los hermanos Zacarías, entendemos entonces porque Gendarmería nunca quiso ubicar a los Lanatta en la fuga.

Ahora vamos por las camionetas clonadas: Si hay algo que irrita a la Dra Servini de Cubria es que la tomen de “idiota”. La magistrada es de las que Te mete preso y tira la llave al río….

Gendarmería falseó un informe para esconder la desaparición de vehículos
La jueza Servini cree que la fuerza intentó burlarla. Debían informar sobre 15 camionetas que recibió de Fútbol Para Todos.
El lunes, en la sede del juzgado federal de María Servini de Cubría, los investigadores a cargo de la causa sobre supuestos desmanejos de fondos públicos de Fútbol Para Todos advirtieron algo inusual.

Analizaban un informe enviado por el Jefe de Logística de la Gendarmería Nacional que debía explicar a la magistrada el destino de 15 camionetas de Iveco que la fuerza recibió gracias a un acuerdo entre la empresa y el gobierno kirchnerista. Fue cuando detectaron que Gendarmería intentó burlar la respuesta a la Justicia.

 

0306_gendarmeria_vehiculos_g1.jpg_1853027552 0306_gendarmeria_vehiculos_g2.jpg_1853027552 0306_gendarmeria_vehiculos_g3.jpg_1853027552

En el informe, Gendarmería debía enviar a la jueza las fotografías de 15 camionetas que la Jefatura de Gabinete K dijo a Servini que había destinado a la fuerza. Iveco entregó esos vehículos en el marco de un acuerdo para ser anunciante durante la transmisión de los partidos de fútbol. Al analizar las fotografías de las 15 camionetas Iveco recibidas por la fuerza, el personal del juzgado advirtió que en 10 casos las matrículas están censuradas y en varios casos la misma camioneta se hace pasar por otras. “Ni siquiera se tomaron el trabajo de mover los vehículos de lugar para que no fuera tan evidente”, resaltó una fuente del caso a este medio. Como se ve en las fotografías que constan como prueba en la causa, la camioneta de dominio JUP 223 es idéntica a la de dominio JHE 500. Están exactamente estacionadas en el mismo lugar -ni un centímetro más, ni un centímetro menos-. Y ambas tienen las matrículas censuradas con color negro o la placa es ilegible en la fotografía.

El miércoles, Gendarmería deberá llevar los 15 vehículos al mismo tiempo a la sede de los tribunales federales de Retiro y la Metropolitana analizará si las patentes y chasis de las camionetas coinciden con las entregadas por la Jefatura de Gabinete a la fuerza.

La decisión fue tomada luego de que el juzgado intimó a la Gendarmería a aclarar su informe y no logró respuesta.

La sospecha de Servini es que la fuerza no recibió los 15 camiones asignados sino menos y que los vehículos se desviaron a otros fines.

Iveco fue el único sponsor privado de Fútbol Para Todos. La empresa pagó los spots publicitarios durante los partidos de fútbol con 159 camiones por un valor de $ 6,2 millones, más un aporte de $ 24,8 millones en efectivo. El acuerdo con el gobierno kirchnerista fue entre 2010 a 2015.

Cuando la jueza quiso saber el destino de esos camiones o camionetas, la Jefatura de Gabinete le informó que habían sido entregados a distintos organismos estatales, como el Ministerio de Medio Ambiente, la radio y la TV públicas, Acumar, la Policía Federal, la Prefectura y la Gendarmería. Hasta el momento, esta última es la única que no podría justificar el destino de los vehículos.

El caso vuelve a poner a una de las fuerzas de seguridad en la mira por sospechas de corrupción y desmanejo de fondos públicos. Es la tercera vez en el año que Gendarmería Nacional queda en la mira.

Luego de un operativo fallido para dar con los fugados del triple crimen de General Rodríguez, protagonizaron un escándalo en Paraguay con la supuesta detención del prófugo Ibar Esteban Pérez Corradi, que obligó a la jueza Servini a separar a la fuerza de la búsqueda del supuesto autor intelectual del triple homicidio de la efedrina. ( Emilia Delfino Perfil.com)

FEDERICOS EN APUROS:
Aquí tenemos dos casos, “uno se robaron la bolsa de Marihuana” y el 2do un poquito mas elaborado:
“Vamos por devolvé la Bolsa”…

 

Citan a indagatoria a uno de los jefes de la Policía Federal ( Emilia Delfino, Perfil)
El juez Casanello investiga si encubrieron a efectivos acusados de pedir dinero. Apuntan a Calviño, responsable de las comisarías.

 

cedoc1
El juez federal Sebastián Casanello citó a indagatoria al comisario general Guillermo Calviño, uno de los jefes máximos de la Policía Federal. El superintendente de Seguridad Metropolitana, es decir, el responsable de la Federal en la Capital Federal, deberá declarar el 14 de abril en una causa por presunto encubrimiento a policías federales acusados de coimar a dos hombres y robarles una bolsa de marihuana, adelantaron fuentes de la causa a PERFIL.

El caso es un fuerte mensaje a la fuerza y recala directamente en la interna policial. El hecho, que parece ser menor, englobaría un modus operandi.

Tras la fusión entre la Policía Metropolitana y la Federal que impulsó el macrismo, Calviño se convirtió en el jefe más poderoso de la policía, incluso por encima del jefe de la fuerza, Román Di Santo. Calviño tiene a su cargo las 54 comisarías porteñas.

La citación como imputado había sido solicitada por el fiscal federal Federico Delgado. También deberán presentarse a declarar tres comisarios de la Federal: Adrián Ferraris –a cargo de la División Protección Federal Motorizada–, Tomás Cowes y Néstor Sotello –Cuerpo de Policías de Tránsito–. En la causa ya están procesados cuatro oficiales, embargados por $ 30 mil cada uno y con prohibición para salir del país.

El expediente se originó en la Justicia ordinaria pero quedó en el fuero federal este año. El 20 de marzo de 2015 dos hombres que iban en una moto fueron demorados en la vía pública por miembros de la Federal. Les pidieron documentación y luego los requisaron. Tras el operativo de rutina, los dos hombres se presentaron en una comisaría porteña para denunciar que durante el procedimiento, tres oficiales de la Federal los coimearon para no llevarlos detenidos por tenencia de drogas y después se llevaron la marihuana que les habían encontrado en una mochila. Como jefe de los involucrados, Calviño deberá rendir explicaciones ante el juez Casanello porque se habría detectado un supuesto encubrimiento del hecho.

Según los denunciantes, los policías les pidieron $ 2 mil para no llevarlos detenidos, pero sólo les pagaron mil pesos porque no tenían más dinero. No obstante, tras recibir la coima, también les quitaron la marihuana. El procedimiento quedó asentado en una planilla donde figura que esos agentes denunciados detuvieron efectivamente a los denunciantes esa noche.

Los oficiales denunciados son Alberto Martín Pardo, Diego Luis Martínez y Gustavo Alejandro Gigena. Lo que los policías no sabían era que uno de sus superiores, César Gabriel Navarro, estaba siendo escuchado en el marco de otra causa.

En las escuchas, se detectaron conversaciones sobre el supuesto intento de encubrir el caso de la coima denunciada, según consta en la resolución a la que accedió PERFIL.

Ya hora el Jefe de la PFA :

Los negocios del señor Di Santo
El jefe de la Federal está involucrado en compras de 4×4 y patrulleros inteligentes que nunca funcionaron. Además de siete licitaciones por cámaras de seguridad. El arreglo con Bullrich para permanecer en el cargo y ser clave en el traspaso a la Ciudad.

0004269985-701x394

La irrupción del policial negro fue como un balazo inesperado. Allá por los años 50, en los Estados Unidos de posguerra, Raymond Chandler crea al detective Philip Marlowe. Fue el fin de los buenos y los malos. Esa categoría pasó al olvido. Empezaron a abundar los grises, y el bien y el mal se mezclaron en un cóctel que los hizo difícil de diferenciar. Un policía podía ser muy malo y un ladrón, por el contrario, bastante bueno.
Esa lógica sirve para analizar a las policías actuales. En este caso a la Policía Federal (PFA), y a su jefe, el comisario general Román Di Santo.
La nueva ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich, lo ratificó en el cargo. El hecho sorprendió a todos. Cada vez que hay un cambio de gobierno a nivel nacional, el jefe de la policía también cambia. A eso se suma la excelente relación que Di Santo mantenía con el ex secretario de Seguridad kirchnerista, Sergio Berni.
El dato que complica aún más el panorama y no deja bien parados ni a Di Santo, ni a los funcionarios de Cambiemos, son ciertos negociados en los cuales tuvo una participación decisiva el comisario general, y a los que Adelanto 24 tuvo acceso.
No obstante, la continuidad del jefe de la PFA no sorprendió a los jefes de la fuerza. “Di Santo siempre mantuvo una muy buena relación con el poder político. Era ideal para ellos, porque es manejable. Viene del área de Comunicaciones y nunca en la historia de la Federal hubo un jefe de ese sector. Bullrich vio en Di Santo lo mismo que vio Berni, que lo podía manejar”, le dijo a Adelanto 24 un importante comisario de la PFA.
El dato de que venga del área de Comunicaciones no es nada menor. En la jerga policial eso significa que no es un “operativo”, o sea que no viene de la calle y de las Superintendencias más importantes de la Federal como Drogas Peligrosas o Seguridad Metropolitana. Básicamente es un hombre de escritorio, no de “fierros”. Lo que hace que no se muy respetado por sus pares, quienes prefieren que los dirija un “operativo”.
Según sus detractores, ese nulo conocimiento de la calle es lo que llevó a ser tan obsecuente con Berni, como ahora lo es con Bullrich.
Pero sus pares no sólo lo acusan de obsecuencia política, también lo mencionan en algunos negociados bastante raros. El caso del “patrullero inteligente” es uno de ellos. Durante la gestión de Berni fueron presentados con toda la pompa. Se dijo que tenía una computadora que identificaba la patente de los autos y que de inmediato reconocía si tenía orden de secuestro o no. Sin embargo, los famosos patrulleros nunca aparecieron.
El otro negocio trunco fue el de las camionetas 4×4. Se compraron una gran cantidad, pero el resultado no fue satisfactorio. “Son inutilizables, no son compatibles para la Ciudad, no pueden correr. Los Superintendentes de la fuerza se lo dijeron a Di Santo, sin embargo, la comprar se hizo. Así que no hay dudas de que hubo algo raro en esa operación”, le comentó un policía que probó las camionetas a este portal.
Es más, un importante comisario del área de Finanzas le manifestó a Di Santo que la compra no era aconsejable. La respuesta fue corta e imperativa: “Es una orden del Ministerio, tenemos que comprarlas”.
Hay siete licitaciones para adquirir cámaras de seguridad por una suma de 52 millones pesos, que también están sospechadas de numerosas irregularidades. Estas cámaras que posee la Federal en la Ciudad sirven para filmar diversos hechos delictivos. Estas filmaciones de monitoreo, luego serían distribuidas por el Ministerio de Seguridad a distintos medios de comunicación.
La suma que se pagó por la cámaras, según los especialistas, fue demasiado abultada. Se cree que hubo sobreprecios. Pero hay un dato aún más interesante: uno de los participantes de la operación fue José Manuel Requejo, ex contador del Club Boca Juniors en la anterior gestión de Daniel Angelici y hombre perteneciente al macrismo.
Requejo es uno de los pesos pesado de la empresa Damovo Argentina SA, que fue una de una de las responsables del plan de seguridad del ex gobernador de Neuquén, Jorge Sobisch. La empresa se encargó durante la gestión Sobisch de la digitalización del sistema de comunicaciones de la policía provincial, y de la instalación de un circuito cerrado de televisión en lugares públicos de la capital neuquina.
Por último, hay que agregar que Di Santo fue clave en el traspaso de la Federal a la Ciudad. Ese es otro de los motivos por los cuales Bullrich lo mantuvo en el cargo.
El descontento de la mayoría de la fuerza con el traspaso fue algo que Adelanto 24 contó en varias notas. Por eso, era fundamental para los políticos encargados del Ministerio de Seguridad contar con un jefe de la PFA manejable. Di Santo cumplió a la perfección ese papel, y apoyó el traspaso a pesar de la fuerte negativa de los comisarios de peso y de la tropa.
Con todos estos antecedentes, la supuesta transformación que proclama el gobierno de Cambiemos se da de bruces con la testaruda realidad. Igual que en el policial negro, los que se proclaman buenos, finalmente no lo son tanto.
///

Mientras los Lobbys apunan a Ritondo, por las mafias, la casa es bastante sucia y el olor a trapos con sangre de los Gendarmes … sobrevuelan las moscas de la impunidad.

Por H.A.

Print Friendly, PDF & Email
Compartir

Comments