Quiso evitar que le roben el auto y lo arrollaron dos veces

202
Compartir

LA  PLATA.- Un vigilador privado de 77 años murió arrollado cuando intentó impedir que dos asaltantes le robaran el auto en la puerta de su casa, en San Fernando. Los delincuentes dieron marcha adelante y atrás dos veces sobre el cuerpo de la víctima, para asegurar el resultado letal. Así lo afirmó su hijo, quien denunció que cuando fue a la comisaría de la jurisdicción se encontró con las puertas cerradas «por seguridad» y a «tres personas durmiendo» adentro. Una comisión de la Auditoría de Asuntos internos del Ministerio de Seguridad provincial se acercó ayer al lugar para investigar la denuncia y la actuación policial en el caso.

El sábado a las nueve de la noche Jorge Fernández salió de su casa para ir a su trabajo como vigilador privado. Según fuentes policiales, antes de subir a su Renault 9 dos hombres que parecían operarios, por las ropas azules que vestían, lo interceptaron y lo hicieron bajar del rodado. Estaban armados, pero no dispararon. Para evitar el robo, Fernández se puso detrás del vehículo. En ese momento, los hombres aceleraron, lo atropellaron y con maniobras hacia adelante y hacia atrás le pasaron por arriba dos veces, antes de escapar.

Fue en la avenida Carlos Casares al 3200, de la localidad de Victoria, el partido de San Fernando, donde vivía Jorge Fernández. Dijo de él Damián, su hijo: «Me lo mataron acá, en la puerta de casa; lo pasaron por arriba dos veces… Era un ejemplo para cualquiera, estaba jubilado e iba a trabajar todos los días; me enseñó la honra del laburo y yo estoy orgulloso; lloro, pero de alegría, porque tuve un padre ejemplar».

Jorge fue auxiliado por familiares y vecinos que lo vieron tirado en la vereda. Lo alcanzaron a llevar a un centro asistencial de la zona, pero murió horas después, por las heridas sufridas. A pocos metros del lugar, los delincuentes le robaron a otro vecino un Ford K y escaparon en él a toda velocidad.

«Ese hombre está ileso y el auto fue abandonado en la zona de Tigre, en Bancalari. Se hicieron peritajes sobre este vehículo y se está haciendo el relevamiento de cámaras en forma conjunta con la DDI de San Isidro y de San Fernando para dar una respuesta a esta gente», explicó el comisario mayor Fabián Blanco, jefe de la Departamental Conurbano Norte.

Cuando Damián Fernández quiso hacer la denuncia en la comisaría 2» de San Fernando, se encontró con que la puerta de entrada «estaba cerrada con llave».

«No podía entrar, no había ningún oficial en el mostrador para que me atendiera y tuve que golpear durante diez minutos para que me abrieran la puerta. Cuando me abrieron les pregunté por qué estaba cerrada con llave y me dijeron «por seguridad»; yo no entiendo nada más», se quejó ante los medios de prensa que fueron hasta su casa. Agregó que en la seccional «había tres personas durmiendo».

El comisario mayor Blanco, al conocer estas acusaciones, se acercó a la casa de la familia Fernández para «aclarar la situación». «La comisaría tiene una puerta de acceso hacia la guardia que está permanentemente abierta y tiene una segunda puerta por la que se accede a la oficina del sector de calabozos», dijo Blanco. «Esa puerta sí está cerrada por una cuestión de seguridad, teniendo en cuenta que allí se alojan detenidos penales», admitió el jefe policial.

Luego del cruce verbal entre el hijo de la víctima y el comisario mayor Blanco, Damián le exigió: «Vamos juntos a la comisaría porque ese policía que me atendió es un corrupto, estaba encerrado durmiendo».

En horas de la tarde, por orden del ministro de Seguridad, Alejandro Granados, «se hizo presente en la comisaría de San Fernando una comisión de la Auditoría de Asuntos Internos de la cartera provincial para tomar actuaciones e investigar la actuación policial ante la denuncia en los medios de comunicación de un vecino víctima de un hecho de inseguridad».

Según el comunicado de prensa del Ministerio de Seguridad, «los investigadores tomaron imágenes de los accesos e interiores de la comisaría y copias de los libros de guardia para realizar las actuaciones necesarias para corroborar los dichos del denunciante e iniciar las acciones administrativas correspondientes».

La causa por la muerte de Fernández quedó a cargo de la fiscal Bibiana Santella, de la fiscalía descentralizada de San Fernando...

Fuente: La Nación

Print Friendly, PDF & Email
cript async src="https://pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js">

Comments