«La banda de la Boutique» alquilaba uniformes a los ladrones

1187
Compartir

Comercializaba ropas policiales a delincuentes, quienes luego cometían atracos en falsos operativos

La PLATA.- Se hacía llamar «la banda de la Boutique», que operaba en la zona de Lomas de Zamora y que se dedicaba a la venta y alquiler de uniformes y accesorios como los que utiliza la Policía de la provincia de Buenos Aires a delincuentes, que luego cometían delitos en falsos operativos, ya sea en controles de vehículos o supuestos allanamientos en casas.

Fuentes policiales aseguraron que la investigación surgió por testimonios de varias víctimas asaltadas por ladrones que vestían prendas de la bonaerense y también de otras fuerzas, como de la Policía Federal. Esto derivó en dos allanamientos en el partido de Lanús, donde no solamente se secuestró uniformes policiales, sino también gran cantidad de municiones, tres revólveres, una pistola automática y dos escopetas.

Pero lo que más sorprendió a los investigadores fue que en uno de los dos lugares allanados funcionaba un comercio clandestino de venta y alquiler de indumentaria policial. Allí se descubrió una completa lista de precios de los uniformes y demás accesorios: entre ellos se rescataron varias granadas de gas lacrimógeno, tres chalecos refractarios, borceguíes, cuatro pantalones y cinco camisas de las que utilizan los oficiales con diferentes jerarquías, cartucheras para armas automáticas de puño, un radiotransmisor y varias gorras.

Las fuentes policiales explicaron también que en esos operativos se detuvo a tres personas que además de comercializar las prendas habrían participado en algún hecho delictivo.

Una segunda organización fue desarticulada hace quince días. Se trata de la conocida banda de los «Polichorros» o «Los Rompepuertas», que operaba en la zona norte de esta capital. Los delincuentes vestidos de policías bonaerenses simulaban hacer operativos para cometer entraderas en las localidades de Gonnet, City Bell y Villa Elisa. El grupo era integrado por siete personas que fueron detenidas tras 15 allanamientos realizados en La Plata, Berazategui y Quilmes.

En los procedimientos se secuestraron dos armas largas, otras cuatro de puño, un chaleco antibalas, tres fundas de pistolas automáticas, varios uniformes policiales, 46 teléfonos celulares, una colección de billetes y monedas antiguas, electrodomésticos, un vehículo con pedido de secuestro, pasamontañas, guantes de trabajo y tres arietes de fabricación casera.

Y una tercera organización operaba en la zona de Lanús y también se dedicaba a realizar entraderas y secuestros exprés vestidos de policías bonaerenses. La banda estaba integrada por 14 delincuentes que fueron apresados durante nueve allanamientos y puestos a disposición de la fiscalía descentralizada de Avellaneda.

En otros 15 casos, con estructura no tan importantes como las bandas anteriores, la policía bonaerense pudo desbaratar a pequeños grupos de maleantes que robaban vestimentas de policías.

En el conurbano cada vez hay más bandas de delincuentes que se valen de uniformes y otros elementos policiales para simular allanamientos en casas o controles callejeros de la fuerza bonaerense para así engañar a sus víctimas y cometer los atracos con mayor facilidad. Los datos son contundentes: en los últimos 90 días, la policía intervino en 18 casos donde se secuestraron uniformes, radiotransmisores de VHF (que permiten sintonizar las frecuencias policiales), gorras, cartucheras, insignias, esposas, chalecos antibalas, municiones de fusiles y hasta granadas de humo antitumultos.

El tema preocupa al Ministerio de Seguridad bonaerense, a tal punto que ya tiene en carpeta un proyecto de ley para limitar la venta de uniformes en toda la provincia. Es más, en esos 18 casos, que incluyeron cientos de allanamientos, la policía apresó a unas 70 personas y desarticuló tres importantes organizaciones que usaban indumentaria de la fuerza.

Ante la proliferación de uniformes en manos de delincuentes, el ministro de Seguridad bonaerense, Alejandro Granados, ordenó a la oficina legal y técnica de su ministerio que redacte de inmediato un proyecto de ley para limitar la venta de uniformes y accesorios de la fuerza en toda la provincia de Buenos Aires. «Hay muchos uniformes dando vueltas. Esto es un problemón porque son utilizados por delincuentes que se hacen pasar por policías para cometer delitos», dijo Granados.

El borrador del proyecto, al que tuvo acceso LA NACION, prohíbe la venta de uniformes de la policía bonaerense y todo tipo de accesorios. Además, crea un registro provincial de fabricantes, distribuidores y comerciantes de este tipo de indumentaria. La iniciativa prevé que sean los 135 municipios los que controlen la documentación de los comercios y fijen clausuras, multas y sanciones. La proyecto invita a los municipios a sumarse a la propuesta.

En diálogo con LA NACION, el jefe de la policía bonaerense, Hugo Matzkin, dijo que si bien siempre han existido organizaciones delictivas que se valen de uniformes para engañar a sus víctimas, ahora la situación ha llegado al punto en que es necesario crear una ley para limitar la venta de esta indumentaria. En una primera etapa se avanzará sobre los uniformes y accesorios de la policía. Pero la idea es que también se limite la venta de la indumentaria que utilizan las agencias de seguridad privada», dijo Matzkin.

Los investigadores aseguraron que las prendas tienen múltiples orígenes. «Algunas son truchas, fabricadas por los propios delincuentes, pero muchas son prendas originales que fueron sustraídas a los efectivos en robos. Un ejemplo de esto son los chalecos antibalas que aparecen en manos de los delincuentes y que un civil no puede comprar. Ésos seguramente son robados a policías», dijo la fuente policial.

Matzkin aseguró que los delincuentes que usan uniformes de policía, por el solo hecho de usarlos, están incurriendo en el delito de usurpación de títulos y honores. «Creemos que este proyecto pondrá un límite a la venta de los uniformes. Por otro lado, en la fuerza estamos exigiendo, hoy más que nunca, que todos los efectivos actualicen sus datos, fotografías, credenciales y gafetes identificatorios», concluyó el jefe de la bonaerense.

POLICÍAS CONTRA FALSOS POLICÍAS

18 intervenciones: Es la cantidad de veces que intervino la policía bonaerense, durante los últimos 90 días, en casos en que los delincuentes estaban vestidos de policías

70 capturas: Se realizaron durante las citadas 18 intervenciones policiales, en ocasión de ser desbaratadas las tres peligrosas bandas delictivas.

Fuente: La Nación

Print Friendly, PDF & Email
cript async src="https://pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js">

Comments