Analizan las cámaras de comercios en busca de los asesinos del camarógrafo de Carburando

398
Compartir

Los investigadores del crimen de Pablo Mora (37), el camarógrafo del programa de televisión «Carburando» asesinado ayer en Moreno en un intento de robo, rastreaban esta mañana las cámaras de seguridad de comercios mayoristas de la zona en busca de las imágenes de los homicidas.
Fuentes policiales aseguraron a Télam que, de acuerdo a las primeras investigaciones, los autores del crimen serían dos jóvenes de entre 20 y 25 años que se movilizaban en una moto y que le dispararon a Mora a pesar de que se había bajado de su motocicleta y había salido corriendo.

«Le tiraron por tirar, nunca se resistió, nunca forcejeó y nunca quiso escapar. Solo se bajó y salió corriendo», dijo un jefe policial que participa de la pesquisa.

Según el vocero, el hecho ocurrió cerca de las 18 de ayer cuando Mora regresaba a su casa luego de su jornada laboral en «Carburando» a bordo de su motocicleta Honda 250 por la Colectora de la Autopista del Oeste, en Moreno.

Mora era técnico y camarógrafo de ese programa de televisión que transmite desde hace más de 20 años las competencias automovilísticas en distintos canales.

Al llegar al cruce con la calle Copérnico, otra moto con dos jóvenes a bordo se le pusieron a la par y lo amenazaron con un arma de fuego con intenciones de robo.

«Mora se bajó de la moto y salió corriendo, pero los delincuentes le dispararon igual», dijo el investigador.

El productor de televisión recibió un impacto de bala con ingreso en la zona de la espalda con orificio de salida en el tórax y le provocó la muerte antes de que pudiera ser atendido por los médicos del Hospital de Moreno, hasta donde fue trasladado por vecinos del lugar.

El hecho se produjo en momentos en que gran cantidad de automovilistas pasaban por el lugar, por lo que hubo varios testigos que declararon en el marco de la causa.

Además, a los costados de la colectora hay varios comercios mayoristas que cuentan con cámaras de seguridad en sus puertas, por lo que esta mañana personal de la comisaría de la zona analizaba las imágenes de esos comercios en busca del momento del hecho.

Por otra parte, en el lugar los investigadores no hallaron ninguna vaina servida, por lo que sospechan que el disparo homicida puede haber sido ejecutado por un revólver.

«No encontramos vaina, pero también es una zona donde transitan muchos autos y por eso pudo haber pasado que la vaina no fuera encontrada. De todas formas, creemos que pudo haber sido un revólver calibre 38», dijo a Télam el investigador.

El hecho es investigado por personal de la comisaría 1 de Moreno, que trabaja bajo las órdenes de la Unidad Fiscal de Investigación (UFI) 1 de Moreno, a cargo de Federico Luppi.
telam.com

Print Friendly, PDF & Email

Comments