La Justicia anuló el impuesto de Hollande a los millonarios

247
Compartir

El Consejo Constitucional francés anuló ayer el impuesto del 75% para los ingresos superiores a un millón de euros, una de las medidas estrella del proyecto de presupuesto para 2013 adoptado por el gobierno socialista de François Hollande.

Ese proyecto había provocado una encendida controversia en Francia con casos como el del actor Gérard Depardieu que decidió mudarse a Bélgica abandonando, incluso su nacionalidad. Los magistrados, considerados los “sabios” que garantizan la constitucionalidad de las leyes, determinaron que la medida de Hollande no respetaba “el principio de igualdad frente a las cargas públicas” y que el nuevo impuesto estaba basado en los ingresos de cada persona física y no teniendo en cuenta los ingresos por familia, como es el caso en el impuesto sobre la renta.

Poco después, el premier Jean-Marc Ayrault anunció que propondrá un nuevo dispositivo para poder aplicar el impuesto.

El Consejo Constitucional también rechazó las modalidades de cálculo del llamado Impuesto sobre la Fortuna, que tenía en cuenta hasta ahora ingresos o beneficios del capital que “el contribuyente no ha realizado”.

El impuesto excepcional del 75% para los más ricos iba a aplicarse durante dos años a los contribuyentes con ingresos superiores a un millón de euros anuales. Esta medida, ante todo simbólica, iba a afectar a cerca de 1.500 personas que hubieran pagado 140.000 euros de media.

La apelación al Consejo Constitucional fue realizada por el principal partido de la oposición, el derechista UMP, totalmente opuesto a la política fiscal del presidente Hollande y luego de las estridencias por los exilios fiscales como el de Depardieu.

París. ANSA y AFP

Print Friendly, PDF & Email
cript async src="https://pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js">

Comments