Por una carambola en el último minuto, Independiente levantó la Copa de Oro

148
Compartir

Sosa le pifió a la pelota, Orión no pudo controlarla y Schiavi terminó venciendo su propio arco. Pese a haber generado más situaciones agigantando la figura de Hilario Navarro, el equipo de Ramón se llevó el triunfo por 1-0. Cvitanich y Núñez vieron la roja

Cuando parecía que el cero iba a dominar otra vez en Mar del Plata y la Copa de Oro se iba a definir por sorteo, una carambola sobre el final del partido entre Boca e Independiente hizo que éste último se quedara con el 1-0 y el primer trofeo del año.

Un gol en contra del defensor Rolando Schiavi sobre el final del partido le permitió a Independiente ganarle 1-0 a Boca Juniors y quedarse con la Copa de Oro de la ciudad de Mar del Plata.

Faltaba un minuto para que sonara el silbato, cuando Martín Benítez tiró el centro por la derecha, Franco Sosa rechazó para atrás, Orión no pudo controlarla y Rolando Schiavi terminó metiéndola involuntariamente en su propio arco.

Podría decirse que el resultado fue injusto, ya que el equipo de Julio César Falcioni tuvo muchas situaciones, pero como dice el refrán, «los goles no se merecen, se hacen”. Y Boca nunca logró quebrar la valla del arquero correntino Hilario Navarro, la gran figura del partido.

Las estadísticas dejaron un expulsado por bando, Darío Cvitanich en el Xeneize y Leonel Núñez en el Rojo, y ambos se perderán los clásicos contra River y Racing, respectivamente.

Fuente: La Razón

Print Friendly, PDF & Email
cript async src="https://pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js">

Comments