Confían en lograr un acuerdo de libre comercio Mercosur-UE que «sea justo y equilibrado»

101
Compartir

El secretario de Comercio y Relaciones Económicas Internacionales de la Cancillería, Luis María Kreckler, confió hoy en que «en el transcursos del 2012» se den las condiciones para la firma de un acuerdo bilateral de comercio entre el Mercosur y la Unión Europea, que «sea justo y equilibrado para ambas partes».
Krekler participó durante los últimos días en Asunción del encuentro del Comité de Negociaciones Birregional integrado por negociadores de ambos bloques, con las que se reanudaron las conversaciones tendientes a concretar un acuerdo de libre comercio.

«En esta ocasión ambas partes acordaron que no era oportuno ni necesario realizar el intercambio de ofertas verbales, ya que resta aún un trabajo por realizar de parte de los grupos técnicos», señaló el funcionario a Télam.

En tal sentido, agregó Krekler, «se decidió que esos grupos acuerden los aspectos referentes a acceso a mercados; obstáculos técnicos al comercio; normas de origen; régimen de solución de controversias; defensa comercial; defensa de la competencia; aduanas; y facilitación del comercio».

La delegación argentina que intervino en las tratativas fue integrada además por el embajador ante la Unión Europea, Jorge Remes Lenicov; el secretario de Industria, Eduardo Bianchi; el subsecretario de Mercosur e Integración Económica Latinoamericana, José Vitar; y el subsecretario de Comercio Internacional, Ariel Schale.

Durante la anterior reunión, que se realizó en marzo en Bruselas, ambos bloques se comprometieron a avanzar en las labores internas a fin de realizar un intercambio verbal de la oferta en el encuentro de Asunción.

Sin embargo, durante el mes pasado el comisario de Comercio europeo, Karel de Gutch, deslizó que las medidas proteccionistas adoptadas por Argentina eran uno de los principales obstáculos para llegar a un acuerdo entre la Unión Europea (UE) y el Mercosur.

Esta manifestación, según se interpretó en el gobierno nacional, intentó marcar las condiciones y tiempos de la negociación para responsabilizar al Mercosur de un eventual fracaso de las negociaciones, lo cual dejaría licuadas las responsabilidades de los sectores agrícolas europeos, que rechazan el acuerdo.

El Mercosur, según indicaron sus diferentes representantes, demanda un acuerdo equilibrado que beneficie a ambas partes y que amplíe las cuotas en productos agrícolas, donde la UE da muestras de un tradicional proteccionismo.

La concreción de un acuerdo entre ambos bloques representaría la más grande asociación entre bloques negociado hasta el momento, basado en tres pilares: comercial, diálogo político y cooperación.

Tras cuatro rondas de negociaciones desde que se retomaron las tratativas el año pasado, se estima que un paso clave será la presentación de las ofertas de cada bloque.

Antes de esa instancia «los grupos continuarán sus trabajos a fin de cerrar los aspectos normativos del acuerdo birregional», explicó Krekler.

La próxima ronda se celebrará del 4 al 8 de julio, en Bruselas, Bélgica, ya con la presidencia pro tempore del Mercosur a cargo de las autoridades de Uruguay; luego está previsto otro encuentro en Montevideo, del 7 al 11 de noviembre.

«Ambos bloques consideramos la complejidad de estos temas y los grupos de trabajo van a evaluar cómo se van a encuadrar las ofertas», señaló Kreler.

Eso, agregó, «es necesario antes de hacer un intercambio de ofertas verbales, para saber no el qué sino el cómo se va a realizar el acuerdo».

El funcionario argentino aseguró el escenario actual no implica una demora.

«Simplemente ha concluido la primera etapa de negociación y continuaremos con la segunda en noviembre, con perspectivas para que en 2012 estemos en condiciones de firmar un acuerdo birregional, que sea justo y equilibrado para ambas partes», concluyó el funcionario.
Fuente: diariohoy.net

Print Friendly, PDF & Email

Comments