En un avión de la Fuerza Aérea, trasladan los restos de Kirchner a Río Gallegos

233
Compartir

Partió del aeroparque metropolitano a las 14:43. Antes, el cortejo fúnebre llevó el féretro desde la Casa de Gobierno hasta la estación aérea fue acompañado por miles de personas. Hubo una afluencia masiva en las afueras del aeroparque y un fuerte despliegue de seguridad. Por lo menos cuatro aviones de Aerolíneas trasladan funcionarios y militantes a Santa Cruz.

A las 13.17, con la Marcha de San Lorenzo de fondo, ejecutada por la fanfarria del Alto Perú del Regimiento de Granaderos, comenzó el recorrido del cortejo fúnebre de Néstor Kirchner hacia el Aeroparque metropolitano Jorge Newbery y su posterior viaje a Río Gallegos. En los primeros metros, los movimientos fueron lentos por la gran cantidad de gente que intentaba tocar el auto que transportaba el féretro, rodeado de efectivos de la Policía federal (había motos adelante y atrás y efectivos identificados con pecheras naranjas caminando a los costados). Otros arrojaban flores y banderas sobre el auto y coreaban el nombre del ex presidente.

«Néstor, querido, el pueblo está contigo», «Para Cristina, la reelección» y «Néstor no se murió» fueron algunas de las canciones preferidas por los militantes. Los más jóvenes gritaban optaron por «yo soy argentino, soy soldado del pinguino» y «Che gorila, che gorila, si la tocan a Cristina el kilombo que va a ver». Entre la multitud, se vio al ministro de Trabajo, Carlos Tomada, quien caminó al lado del cortejo fúnebre visiblemente emocionado.

Minutos antes de las 14, el cortejo dobló por Córdoba y tomó la avenida 9 de Julio, que lucía colorida por la gran cantidad de paraguas. A partir de ese momento, la caravana avanzó a mayor velocidad. Los policías a pie quedaron atrás y el auto que encabezaba el cortejo se rodeó de decenas de motos y bicicletas particulares.En total, más de 1000 policías participaron del operativo.

Setenta minutos después de la salida de la explanada de Casa Rosada, el cortejo arribó a Aeroparque, donde al menos cuatro aviones de Aerolíneas Argentinas esperan para trasladar a funcionarios y militantes.

Bajo una lluvia intensa, y rodeado de los Granaderos a Caballo, el féretro ingreso a la cinta que lo depositó en el interior del T 55 de la Fuerza Aérea, donde viaja Cristina, sus hijos Máximo y Florencia y un puñado de funcionarios. Entre ellos, Carlos Zanini, Oscar Parrilli, Aníbal Fernández y Héctor Icazuriaga. La nave levantó vuelo a las 14.43. Se calcula que en tres horas aterrizará en Río Gallegos.

Desde el sector militar del Aeroparque metropolitano saldrán varios charters de Aerolíneas Argentinas para trasladar a funcionarios y allegados al Gobierno. En el hall central, entre decenas de militantes, se mezclaron desde esta mañana algunas figuras como Gastón Pauls, Fernando ‘Chino’ Navarro, Francisco ‘Barba’ Gutiérrez, Fernando Gray, Horacio Verbitsky, Edgardo Depetri, Tati Almeyda y Luis D’Elía.

Desde temprano, miles de personas se volcaron a las calles. En el Puente Salguero, los primeros en llegar fueron algunos habitantes de la Villa 31 y del exclusivo Barrio Parque. En promedio, según informó la Comisaría 53, a cargo del operativo de seguridad en esa zona, se asignaron 20 policías por cada cuadra.

También hubo mucha gente con banderas en el primer tramo del recorrido, sobre la avenida Alem, y en otros puntos como la esquina de Córdoba y 9 de Julio. El tránsito quedó restringido a lo largo de todo el itinerario.

Entre las pancartas y banderas de las agrupaciones, se destacó la de la agrupación «La Cámpora», la de la Juventud Peronista, de sindicatos y agrupaciones sociales como así también muchas banderas argentinas.

La capilla ardiente abierta al público para despedir al ex presidente Néstor Kirchner en la Casa Rosada cerró al público minutos antes del mediodía. En un principio, estaba previsto que el acceso se interrumpiera a las 10, pero la enorme afluencia de personas llevaron a extender la ceremonia.

El cortejo fúnebre recorrió las arterias Leandro N. Alem, Córdoba, 9 de Julio, Libertador, Salguero hasta el Aeroparque, según informó anoche el subsecretario de Medios, Alfredo Scoccimarro. El avión viajará directamente hacia Río Gallegos, donde será sepultado en el cementerio local sin ceremonia pública.

En el camino se colgaron banderas y carteles. Uno tenía la leyenda «Néstor con Perón, el Pueblo con Cristina», en letras negras.

En el Puente Salguero, Florinda Quisper, de 54 años, vecina de la Villa 31, le dijo a Télam que estaba allí porque se quedó «con ganas» de ir a la Casa de Gobierno a despedir a Kirchner, a quien consideró «un símbolo de la Argentina, porque ayudó mucho a la gente». Beatriz Apanielli, de 72 años, de Malvinas Argentinas, consideró que «los argentinos» habían «perdido la ilusión» y ahora, «gracias a Néstor hasta tenemos jubilación».

Desde el Aeroparque metropolitano confirmaron que, pese al alerta meteorológico lanzado para Buenos Aires, la operatoria es normal, por lo que no habría problemas para el traslado de los restos del ex presidente a Río Gallegos, donde será inhumado.

Fuente: Clarín

Print Friendly, PDF & Email
cript async src="https://pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js">

Comments