Matías Giménez, autocrítico pese a la victoria

215
Compartir

“Tenemos que mejorar en muchos aspectos”, afirmó el volante de Boca, autor del primer gol en el 2-1 ante Tigre. Remarcó que al equipo entre otras cosas le falta “claridad en los últimos metros”.

En Boca corren tiempos tormentosos. Una victoria como la de este domingo ante Tigre, con flojo nivel de juego, alcanza apenas para generar un leve alivio y ganar tiempo, con la esperanza de que en algún momento aparezca el equipo que Borghi pretende formar. Mientras tanto, no está de más mirar hacia adentro con ojo crítico, como lo hizo esta tarde Matías Giménez.

“No tenemos profundidad en los últimos metros”, describió a Radio La Red el volante, autor del primer gol en el 2-1 de ayer en Victoria. Y fue un poco más allá cuando le pidió más autoridad al equipo: “Tenemos que mejorar en muchos aspectos. Boca se ha identificado siempre por su buen juego y por ser temido en todas las canchas. Tiene que buscar eso de nuevo: hacerse fuerte y saber que en todas las canchas tiene que ir a ganar”.

En cuanto a su enfrentamiento con la gente de Tigre durante el partido, se mostró resignado. “Sabía que me iba a pasar esto. Soy agradecido de la gente de Tigre y creo que no le he hecho nada a nadie. Boca me abrió las puertas para triunfar y que me vaya bien”, expresó. Sobre su gesto a la salida de la cancha, afirmó: “Cuando salí, me besé el escudo mirando a la gente de Boca mientras me tiraban de todo. No tengo nada en contra de la gente de Tigre, pero tienen que comprender que yo soy hincha de Boca”.

Consultado sobre el encuentro del próximo domingo ante Huracán, opinó que “hay que hacer un partido como contra Vélez”. Y agregó: “Nuestra gente se tiene que ir contenta un domingo porque hace rato que estamos tropezando en nuestra cancha, y eso es feo para nosotros también”.

Fuente: Clarín

Print Friendly, PDF & Email

Comments